Opinión

Viremos la página…

Dr. Jorge Norero González/Guayaquil

 

Debemos superar el incidente con México, que nos debe llevar a una reflexión profunda:

Muchas veces no son realmente nuestros amigos, quienes tenemos cerca, y estar siempre alertas, es fundamental para que nadie nos sorprenda con puñaladas por la espalda.

Siempre muchos estarán contigo, mientras algo puedan aprovecharse de ti, poquísimos estarán siempre a tu lado con sinceros sentimientos y solidaridad, mientras nunca pierdas el deseo de superarte, alzarte y volver a caminar.

Después de la noche siempre habrá un amanecer, que nos debe llevar a vivir con esperanza y superar con fe y entusiasmo, para cambiar todo aquello, que nos hace pesado el viaje hacia nuestra verdadera felicidad y transformación.

Los hombres necios y soberbios anidarán siempre rencor y resentimientos, mejor es evitarlos y separarlos de tu vida y círculos de amigos, con mayor razón si esos seres pretenden dirigir tu vida, se venden como amigos o como tus valientes protectores… que no te engañen tales artificios, siempre estarán al acecho para destruirte y causar tu muerte en todo sentido.

El verdadero líder, orienta, enseña, educa, dirige con el ejemplo, práctica la humildad, honestidad y actúa siempre con prudencia y con ojos de ternura, pues sabe perfectamente que, si asume esa responsabilidad, su conciencia lo obliga a nunca desmayar y siempre estar alerta para servir a los demás…

Nadie que no tenga a Dios o al gran Arquitecto del Universo, como su guía o fuente de inspiración, jamás podrá encontrar el camino del éxito y de la prosperidad.

Escucha y enmienda tus errores, apártate de aquellos que te alaban y siempre se acercan agazapados y melosos, pues ellos serán los primeros en darte la espalda, cuando de otros puedan conseguir nuevos beneficios y demuestren ser más fuertes…

El parásito nunca podrá vivir erguido ante la luz del sol, necesita vivir a la sombra y arrimado de otro que trabaje por él y lo alimente. Cuídate de esos seres viles y asquerosos, pues de ellos sólo podrás conseguir enfermedad y ruindad.

Ojalá estas pequeñas reflexiones, nos sirvan para virar la página y superar los malos momentos, que nos pudieran causar daños y tristezas. La vida es una constante lucha por vivir siempre, con dignidad y con mucho amor, con todos aquellos que nunca queremos sufran de nada, que les arrebate la alegría y la felicidad de estar aquí y juntos, y mañana por siempre hasta la eternidad.

Semper Fi.