Ciencia

Un juez quita la custodia a un padre por su adicción al tabaco

La adicción al tabaco puede ser causa para que la justicia te retire la custodia y guarda de los hijos menores. Esto es lo que le ha sucedido a un padre con problemas de tabaquismo que ha visto como por sentencia se le ha quitado la custodia sobre sus dos hijos, de 10 y 13 años, que tenía compartida con su exmujer.

En efecto, la sentencia de la Audiencia Provincial de Córdoba (cuyo texto íntegro puede consultar aquí), señala que el motivo de la extinción de los derechos del padre es la adicción del progenitor, que perjudica seriamente la salud de los menores. Según destaca, los niños «no tienen que aguantar un ambiente cargado de humo» por el tabaquismo de su progenitor.

La situación, explican los magistrados, la contaron durante el juicio los propios menores, espontáneamente y sin indicios de manipulación. Pese a que en ningún caso se quejaron de la custodia compartida, los especialistas que les examinaron dijeron estar muy preocupados por el riesgo para la salud de los menores. El mayor de los hermanos les relató que tenía que dormir con el aire acondicionado puesto porque el padre había estado fumando en la habitación.

Para el juez esta actitud del padre demostraba su irresponsabilidad. Llega a decir que no protege la salud de sus hijos y actúa «sin mirar a otra cosa que no sea a su adicción». Esta era la causa por la que la madre había interpuesto la demanda solicitando que se le asignara en exclusiva la custodia de los menores.

EP