Internacional

Tsipras logró sólida victoria en elecciones de Grecia

 

Ante una multitud entusiasta en una céntrica plaza de Atenas, Tsipras prometió una nueva fase de estabilidad en un país que ha celebrado cinco elecciones generales en seis años.

ATENAS. El izquierdista Alexis Tsipras consiguió una sólida victoria en las elecciones griegas del domingo y tendrá ahora como principal desafío conducir a la atribulada economía de Grecia por el camino de la recuperación.

Los resultados le permitirán al líder griego seguir siendo la figura política dominante del país, a pesar de que el mes pasado su partido no cerró filas con él luego de que cediera a las demandas de austeridad para que el país obtenga un rescate de la zona euro.

Ante una multitud entusiasta en una céntrica plaza de Atenas, Tsipras prometió una nueva fase de estabilidad en un país que ha celebrado cinco elecciones generales en seis años.

“En la Europa de hoy, Grecia y el pueblo griego son sinónimo de resistencia y dignidad, y esta lucha la continuaremos juntos por otros cuatro años”, dijo.

No hizo ninguna referencia específica al rescate de 85.000 millones de euros, pero su partido Syriza hizo campaña con la promesa de implementarlo y se comprometió también a introducir medidas para proteger de algunos aspectos del acuerdo a los grupos vulnerables.

“Tenemos dificultades por delante, pero también pisamos firme. Sabemos donde podemos pisar, tenemos una perspectiva. La recuperación de la crisis no puede venir por arte de magia, pero se puede conseguir a través del trabajo duro”, dijo.

La primera tarea de Tsipras, después de formar un gobierno, será la de convencer a los prestamistas de la Unión Europea que se han ejecutado suficientes medidas acordadas para asegurar otro desembolso. El programa de rescate sería revisado el próximo mes.

Jeroen Dijsselbloem, jefe de los ministros de Finanzas del Eurogrupo, dijo que espera la rápida formación de un nuevo gobierno griego que tenga el mandato de ejecutar el plan de rescate.

“Listo para trabajar en estrecha colaboración con las autoridades griegas y continuar acompañando a Grecia en sus esfuerzos de una reforma ambiciosa”, tuiteó Dijsselbloem.

RESULTADO DECISIVO

Con alrededor del 57 por ciento de los votos contados, Syriza estaba en camino de lograr el 35,5 por ciento de los sufragios, superando a su rival el conservador Nueva Democracia que obtenía el 28,2 por ciento.

El Ministerio del Interior dijo que ese resultado permitiría que Syriza obtenga 145 de los 300 escaños del parlamento, sólo cuatro menos que cuando Tsipras llegó al poder a principios de este año.

El resultado fue más decisivo de lo que mostraban las encuestas de opinión, que habían pronosticado un estrecho resultado.

Nueva Democracia reconoció rápidamente la derrota. Su líder Vangelis Meimarakis dijo: “El resultado electoral parece estar concluyendo con Syriza y con el señor Tsipras llevando la ventaja. Lo felicito y lo insto a crear el Gobierno que se necesita”.

El tercer lugar en la votación recaería en Aurora Dorada, partido de extrema derecha, con cerca de un 7 por ciento de los votos.

Tras proclamar su victoria y asegurar que las elecciones le dan a él y a su partido Syriza un nuevo y claro mandato de cuatro años, Tsipras dijo que se sentía “reivindicado”.

Tsipras convocó elecciones el mes pasado cuando su partido se dividió por su aceptación de los términos para un tercer rescate por 86.000 millones de euros, a los que accedió pese a que pocas semanas había convocado a un referendo para rechazar términos similares.

Una fuente de Syriza dijo que el partido se acercaría al pequeño partido de derecha Griegos Independientes para formar una coalición, restableciendo la alianza que hace nueve meses llevó a Tsipras al poder.

Otra fuente de Syriza aseguró que Tsipras espera formar un Gobierno en el plazo de tres días.

Excepto por Aurora Dorada y el partido comunista KKE, los principales partidos en el nuevo Parlamento han aceptado los términos que tuvo que acordar Atenas para mantenerse dentro de la zona euro.

El nuevo Gobierno además tendrá que lidiar con la creciente crisis de refugiados que buscan entrar a Europa huyendo de la guerra y el hambre en sus países. (Reuters/ La Nación)