Deportes

‘Toño’ apoya a Israel

Liga Deportiva Universitaria de Quito y Barcelona se enfrentarán mañana en Casa Blanca, en un duelo postergado por la participación del ídolo en la Copa Libertadores.

GUAYAQUIL. El presidente de Barcelona Sporting Club, Antonio Noboa apoya a que Rubén Israel siga en la conducción del equipo de primera, en momentos en que la hinchada torera le ha pedido al técnico que cese sus funciones por los malos resultados conseguido en Copa Libertadores, donde quedó eliminado en primera ronda y en el torneo nacional, donde marcha sexto con 20 puntos.

Noboa, quien recalcó que su hermano Luis será candidato a la presidencia de Barcelona, cree que el técnico uruguayo está realizando un “buen trabajo” y resaltó que durante los últimos tres partidos jugados ante Universidad Católica, Deportivo Quito y Liga de Quito, respectivamente, algunos jueces “se hacen de la vista gorda”.

“No quería hablar de fútbol (al ser consultado sobre el “monólogo” que dijo Israel presentó su equipo ayer). Lo que sí he visto, es que durante los últimos tres partidos, a nuestros jugadores les pegan. Solamente les pegan a nuestros jugadores y algunos jueces se han hecho los de la vista gorda”.

El dirigente resaltó que han enviado una carta a la Federación Ecuatoriana de Fútbol (FEF), para que se aclare, porque “tenemos un plantel exquisito en la parte futbolística, pero los están tratando muy mal. Hay que analizar con pinzas lo que está pasando. Hay jugadores que por reclamar les sacan amarillas” complementó.

Sobre el partido contra Liga de Quito que se jugará mañana a las 19:00, en el estadio Casa Blanca, Noboa resaltó que los dirigidos por Rubén Israel dejarán a un lado los nervios y “vamos a matarnos y a ganar este partido. Los jugadores son conscientes de la responsabilidad que tienen y no se van a asustar”, expresó Noboa mientras firmaba un convenio con la línea aérea TAME.

Además se mantiene firme en señalar que “el equipo genera fútbol, todo cambiará cuando ganemos. Creemos en los procesos, confiamos en el trabajo de Israel. Algo está pasando y tiene que arreglarlo”. (DO/La Nación)