Internacional

Termina el plazo para que Mugabe presente su dimisión

El presidente de Zimbabue habría redactado ya su carta de dimisión, según informaciones de la CNN

ESPAÑA. Se cumple el plazo que el Zanu-PF le había dado a su exlíder, Robert Mugabe, para presentar su dimisión. El partido gobernante, que se reúne este lunes a las 14.30 hora local, le dio el domingo 24 horas para que hiciera pública su renuncia, de lo contrario iniciarían el proceso para destituirle.

Según informaciones de la CNN, el presidente estaría de acuerdo con retirarse y ya habría redactado su carta de dimisión. De acuerdo con los términos del trato, concederían a Mugabe y su esposa Grace plena inmunidad y un pasaje seguro fuera del país.

Fuentes del gobierno dijeron a Reuters que Mugabe había estado de acuerdo con dimitir, pero se desconocían los detalles de su salida. El Zanu-PF afirmó que tras las conversaciones del domingo entre Mugabe y los militares, habrían acordado disipar la noción de un golpe militar en el país y dejarle dimitir a cambio de un pasaje seguro fuera del país para su familia y sin tocar sus posesiones.

La vida continua con relativa normalidad en Zimbabue la mañana después de que el presidente Mugabe enfadó a las masas con un anuncio televisado que resultó no ser su esperada dimisión. Durante la alocución, se vio a un alto cargo del ejército arrancar algunas páginas de su discurso.

Los tanques del ejército siguen estratégicamente colocados en la oficina del presidente Robert Mugabe y otras instituciones claves del gobierno. Los veteranos de guerra anunciaron que no se moverían de allí hasta que el presidente estuviera fuera del gobierno. Se esperaba que estos dieran una rueda de prensa el lunes por la mañana sobre las 9:30 (hora local) para informar de que la salida de Mugabe había sigo llevada a cabo dentro de los límites de la constitucionalidad.

El máximo mandatario más longevo del mundo sigue confinado en su residencia de Harare, la capital de Zimbabue. Su partido le había dado hasta el mediodía del lunes para dimitir, de lo contrario iniciarán el proceso para destiturilo en el Parlamento, algo que sería humillante para el presidente del país de los últimos 37 años. (ABC/LA NACIÓN)