Deportes

Tabaré Silva: Destrozaron la concentración

A pesar de que no se registraron pérdidas humanas se establece que las pérdidas económicas ascienden a $20 mil.

GUAYAQUIL. Deportivo Quito ayer vivió una noche triste. Primero, cayó derrotado 0- 1 ante El Nacional, y más tarde, los “chullas” se encontraron con la noticia de que el Complejo de Carcelén había sido asaltado.

A pesar de que no se registraron pérdidas humanas se establece que las pérdidas económicas ascienden a $20 mil, entre dinero sustraído y otros equipos pertenecientes a los jugadores y cuerpo técnico.

“Más allá de lo material, ataron a los guardias, a la gente de la cocina, golpearon al hijo del encargado y después venir a la concentración y ver que saquearon todo, computadoras, celulares, desvalijaron todo”, manifestó el estratega Tabaré Silva.

A su vez, señaló este momento como desagradable, “más allá del resultado negativo, destrozaron lo que es la concentración”.

Entre las cosas que sustrajeron los antisociales se encontraba una tablet que contenía información de suma importancia para el técnico de los ‘chullas’. “Teníamos la información de este tiempo –el torneo-. Más allá de lo material era la información que tenía –la tablet-. Toca trabajar de nuevo”, denunció.

Por su lado, el presidente de Deportivo Quito, Joselito Cobo, anunció que se procederá de manera regular con la investigación de la Policía, para aclarar este hecho que calificó de “indignante”.

“Son situaciones difíciles, bueno la actitud y violencia de estos señores y la fricción. Esperamos que la Policía proceda y haga el procedimiento normal que deben de seguir, es lamentable que esto suceda en el complejo”, indicó el dirigente en una entrevista a Radio La Red.

Cobos espera que toda esta situación se aclare lo más pronto posible y así encontrar a los delincuentes que encontraron en el partido ante El Nacional la hora perfecta para cometer sus actos delictivos.

“Estoy seguro de que se va aclarar, tenemos algunos nombres que se van dando ya, esperamos que sean confidenciales y que los muchachos de acá puedan reconocer a las personas”, aseguró.

Los datos proporcionados por los guardias que se encontraban durante la noche del siniestro, especifican que fueron ocho personas las que violaron la seguridad del lugar e ingresaron para desvalijar el complejo. Uno de ellos, además mencionó haber reconocido a uno de los implicados y que este habría llegado alguna vez junto con Rafael Piscitello, ex gerente deportivo de los ‘chullas’.

Esto habría enfurecido Piscitello, quién aseguró haberse enterado del robo la mañana de hoy, pero no descartó tomar acciones legales, por tomar “su nombre libremente” y vincularlo con actos delictivos.

“Yo no puedo permitir que manchen mi nombre, no puedo permitir que cualquiera me tome mi nombre para involucrarme en cualquier cosa, mis abogados ya están advertidos sobre el tema”, aseguró durante una entrevista a Radio Deportiva. (VBF/La Nación)