Opinión

SUPERVIVENCIA DE LOS PODERES DEL ESTADO.

Antonio Aguirre Medina/ Guayaquil

antonioxaguirre@gmail.com

 

 

Hasta que llegaron los Revolucionarios Socialistas al Poder solamente habían tres poderes del Estado; Ejecutivo, Legislativo y Judicial, cuando llegaron al poder nos impusieron un cuarto poder que se podría considerar como tal al Consejo de Participación Ciudadana y Control Social y; un quinto poder muy poderoso que podría ser el Tribunal Supremo Electoral.

Desde que nos calaron los dos últimos poderes se terminó la Paz Social y los posibles Fraudes Electorales transformaron la paz y la estabilidad democrática nacional convirtiéndonos en un país peligroso asediado por la corrupción a todo nivel y, en todas las instituciones del Estado sin ninguna excepción.

La tibia consulta popular fuere cual fuere el resultado no cambiará en nada el futuro incierto del país entregado a las garras de la corrupción y el Narcoterrorismo, más bien se radicalizarán las posiciones de los dos bandos, cada uno peor que el otro.

Lo único que podría haber estabilizado nuestra frágil democracia hubiera sido cumplir con las ofertas de campaña para terminar con la antigua corrupción y una vez saneado al país activar la Muerte Cruzada, que siempre fue el terror de los Revolucionarios Socialistas Progresistas.

En resumidas cuentas, el resultado de la Consulta no cambiará en nada el destino del país, más bien abrirá más grietas en la desprestigiada política nacional y en las ambiciones de los dirigentes.

Cierro este comentario con un lema que se puede considerar como universal: DIOS, PATRIA Y LIBERTAD.