Ciencia

Soldado que falleció cerca de la base de Texas da negativo en pruebas por ébola

La causa de muerte no fue revelada, y el nombre del soldado no fue dado a conocer, luego de que regresara recientemente a su base de destino en Fort Hood, dijeron funcionarios.

SAN ANTONIO, EEUU. Exámenes médicos confirmaron que un soldado estadounidense que acababa de regresar de África Occidental y que fue encontrado muerto cerca de su base en Texas no estaba infectado con el virus del ébola, dijeron funcionarios en la instalación militar de Fort Hood.

 Funcionarios del Ejército estaban a la espera de los resultados de exámenes más precisos, después de que una prueba inicial mostró que el soldado, que se estaba auto controlando por sus síntomas, no se había contagiado con el virus.

 “No hay evidencia de una amenaza a la salud pública o exposición al virus del ébola para la comunidad o funcionarios del orden involucrados en la actual investigación sobre la muerte del soldado de Fort Hood”, dijeron las autoridades en un comunicado.

 El soldado fue encontrado muerto en la localidad cercana de Killeen temprano. Al igual que otros soldados que retornan de África Occidental, el soldado se había estado controlando dos veces al día y reportaba su estado a funcionarios médicos, indicaron.

 “No sospechábamos de que fuera ébola en absoluto”, dijo a Reuters el martes Carol Smith, portavoz de la policía de Killeen. “Es sólo que debido a las circunstancias en África Occidental estábamos tomando precauciones”, sostuvo.

 Una brigada de la base de Fort Hood ha sido desplegada en Liberia desde octubre para dar apoyo a la “Unidad de Operaciones de Resistencia”, un programa que busca ayudar a controlar la epidemia de ébola en la nación de África Occidental. (Reuters/ La Nación)