Internacional

Se conocieron las declaraciones de los sobrevivientes y testigos del accidente en que murió Sebastián Piñera

“De forma repentina, topamos con el agua del lago Ranco y por efectos de las aspas del helicóptero perdimos la estabilidad. Nos comenzamos a hundir en el agua”, contaron.

 

A poco más de un mes de la muerte del expresidente chileno Sebastián Piñera, se conocieron las declaraciones oficiales de su hermana Magdalena, de su amigo Ignacio Guerrero y el hijo de éste, Bautista, sobrevivientes del accidente que costó la vida al exmandatario, así como la de otros testigos del hecho.

Recordemos que el dos veces Presidente de la República falleció el pasado 6 de febrero en el Lago Ranco (920 kms al sur de Santiago), cuando el helicóptero que pilotaba se estrelló en el agua debido a las malas condiciones del tiempo.

Uno de los relatos es el que entregó a Carabineros José Cox, dueño de la casa desde donde despegó el helicóptero de Piñera pocos minutos antes de la tragedia, según informó La Tercera.

Cox detalló que una vez despegó el helicóptero, notó un cambio de trayectoria en el aire y que la máquina “inició un ascenso relevante, llegando a un punto en que cambió su línea de vuelo y descendió hacia el lago en un ángulo aproximado de 30 grados”.

Tras eso, “impactó con el agua a unos 250 metros de la orilla”, justo frente a su casa.

De inmediato saltó junto a su hijo a su lancha particular y se dirigieron al lugar del accidente, logrando “extraer desde el interior del lago a tres ocupantes, dos hombres y una mujer, quienes se veían sin lesiones visibles”. No así al exmandatario que “no había logrado salir desde el helicóptero”.

Los sobrevivientes

 

Los tres sobrevivientes del accidente – Magdalena Piñera, Ignacio Guerrero y su hijo Bautista -, entregaron por su parte una declaración conjunta a Carabineros y sólo cambiaron el orden en que salió cada uno del helicóptero, una vez que éste comenzó a hundirse en el agua.

Según señalaron, los problemas empezaron apenas habían despegado: “al cabo de unos dos minutos en el aire, debido a la poca visibilidad que generaba la lluvia, nos elevamos unos 15 metros aproximadamente, buscando visibilidad y orientación con la orilla”, indicaron.

“De forma repentina, y al realizar el descenso, topamos con el agua del lago Ranco y por efectos de las aspas del helicóptero perdimos la estabilidad. Nos comenzamos a hundir en el agua”, detallaron.

Luego añadieron que “cada uno de nosotros se soltó el cinturón de seguridad. Pudimos abrir una puerta lateral izquierda y, en acción de sobrevivencia, logramos salir desde el interior del helicóptero”.

Finalmente subrayaron que mientras se encontraban flotando en el agua, “fuimos auxiliados por dos lanchas de vecinos de la familia Cox, que llegaron en ayuda al lugar del siniestro”.

El rescate del cuerpo

 

Otra declaración relevante fue la de Ricardo González, bombero y buzo que rescató el cuerpo del expresidente Piñera, quien detalló los trabajos realizados en el lugar.

Según el rescatista, primero realizaron “un sondeo con la embarcación de la Armada -la lancha institucional PM-2521-, logrando “identificar el punto” donde se había hundido el helicóptero.

“Arrojamos un peso muerto al agua con una cuerda, para posteriormente realizar un descenso de aproximadamente 28 metros de profundidad”, declaró el buzo, quien afirmó también que tras descender al fondo del lago observó el helicóptero y “a un costado de éste, a una distancia aproximada de 50 centímetros, se encontraba un cuerpo en posición de cúbito abdominal (boca abajo), que correspondía al expresidente Sebastián Piñera”.

González explicó que “lo pude reconocer y lo tomé de uno de sus tobillos, con el fin de llevarlo a la superficie”, donde “fui ayudado por mi colega Álvaro Riquelme Quijada, para subir el cuerpo a la embarcación de la Armada”.