Actualidad

Se alistan simulacro por la venida del Papa

Francisco llegará al país el próximo 5 de julio y permanecerá hasta el 8, luego se dirigirá hacia Bolivia.

GUAYAQUIL. Entre el 23 y 24 de junio, se cumplirá con una jornada de simulacro de acciones a tomar para momentos de peligro en el sitio donde el Papa Francisco, oficiará su misa campal a más de un millón de fieles, tanto en Guayaquil como Quito. La presencia del Pontífice en ambas ciudad está prevista para el próximo 5 y 8 de julio, respectivamente.

Aquí, participarán todas las fuerzas públicas, tal y como será en los días de la visita, según informó el canciller Ricardo Patiño, quien además señaló que todas las semanas están teniendo reuniones de coordinación con los organismos del Estado, municipios y la Conferencia Episcopal Ecuatoriana. “Haremos el simulacro como si el Papa estuviera acá, y en él participarán todas las fuerzas públicas”.

Además, Patiño recalcó que en Guayaquil, a donde Francisco llegará el 6 de julio, las maquinarias están haciendo su trabajo “pese a las lluvias hay al menos 40 máquinas prestando sus servicios y las cosas avanzan muy bien”.

Aquí, existen más de 100 trabajadores que trabajan aceleradamente para tener todo listo para entregar la obra lista el próximo jueves. Juan Bodero, contratista que ejecuta la obra, comentó que “estos pilares se hicieron para sostener la cubierta, que es la que le va a dar sombra a la parte en donde van a estar las autoridades, los obispos y el papa mismo dando la misa”.

Sobre la construcción de los templetes que se colocarán en el Parque Samanes, en Guayaquil, y Bicentenario, en Quito, el Canciller explicó que las estructuras están listas y se ha empezado el montaje en ambas ciudades.

Según datos de Andes, para la movilización del Pontífice existen 2 empresas que trabajan en la construcción y entre el 25 y 26 de junio estarán terminados. Hasta el momento ambos registran un avance del 75% y aclaró que no tendrán ningún valor para el Estado, pues las empresas los donarán a la Iglesia.

“La construcción de los Papa móviles está en manos de dos empresas privadas que ofrecieron entregar eso para que el Santo Padre se pueda movilizar”, señaló. (DO/La Nación)