Internacional

Rousseff abre debate con críticas a la “incoherencia” de Silva

La presidenta de Brasil y aspirante a la reelección, Dilma Rousseff, abrió un debate por televisión con una fuerte crítica a su mayor rival, la ecologista Marina Silva.

SAO PAULO. La mandataria se refirió ante la candidata a la presidencia de Brasil, Marian Silva como que “no puede gobernar” sin coherencia.

“Usted cambió de partido cuatro veces. Cambió de opinión sobre asuntos fundamentales para el país” como las bodas entre personas del mismo sexo, que su programa de gobierno inicialmente apoyaba y luego pasó a rechazar, le dijo Rousseff a Silva en su primera intervención en un debate.

Silva comenzó su vida política en el Partido de los Trabajadores (PT), que postula a Rousseff a la reelección, pero lo abandonó en 2008 para afiliarse al Partido Verde, al que renunció después de las elecciones de 2010 para intentar crear su propia formación.

Sin embargo, no cumplió los requisitos necesarios y se afilió al Partido Socialista Brasileño (PSB), con el que hace poco más de un mes se convirtió en candidata presidencial después de la muerte del anterior abanderado, Eduardo Campos, en un accidente aéreo.

Además de criticar sus cambios de partido y de opinión en los últimos tiempos, Rousseff cuestionó a Silva por una declaración que dio en otro debate en el que aseguró que, como senadora, había votado a favor de la creación de un impuesto dirigido a financiar la salud pública.

Pese a lo dicho por Silva, la prensa reveló que, según consta en los archivos del Senado, la ahora candidata del PSB en realidad votó en contra de ese tributo.

Sin embargo, Silva insistió hoy en que su voto fue favorable.

“Recuerdo muy bien cuándo voté a favor”, declaró.

Sobre su tránsito por cuatro formaciones políticas desde 2008, solamente explicó: “Cambié de partido para no cambiar de ideales ni de principios”.

Según coinciden las últimas encuestas, Rousseff ganará las elecciones el próximo 5 de octubre pero no llegará a superar el 50 % de los votos, por lo que deberá disputar una segunda vuelta frente a Marina Silva el 26 de octubre.

En ese caso, el último sondeo que ha sido publicado, realizado por la firma Datafolha, aseguró que Rousseff sería reelegida con un 47 % de los votos y cuatro puntos porcentuales de diferencia frente a Silva.

(Efe/ La Nación)