Opinión

Ramiro es un genio con el alambre

Ramiro López. Comerciante
 
 
Ramiro López es un artesano residente del recinto Cochancay, La Troncal, provincia de Cañar, que se dedica a comercializar rompecabezas hechos de alambre, los cuales crea al instante con tan solo la ayuda de una pinza. Los juguetes, que se componen de varios anillos y formas creadas con alambre, tienen como objetivo mover y girar las piezas hasta lograr liberar la pieza central, lo cual, después de varios minutos de intentarlo, se presentan como un verdadero reto.
 
 
El artesano comenta que este oficio lo aprendió de niño trabajando con un maestro colombiano que le enseñó los principios de este arte. Con el tiempo afirma haberse vuelto tan diestro que ha llegado a crear sus propios modelos. “De mi creación tengo 32 modelos, como el caballito, el corazón y el niño”, comenta. Sin embargo, se toma su tiempo para mostrar con detalle la que considera su creación más compleja.
 
 
“Este en forma de rectángulo es tremendo modelo, se llama ‘chabelita en honor de una novia del pasado la cual ‘era muy difícil’, dice, mientras se ríe. Para demostrar su habilidad en estas artesanías se sienta en una vereda, saca una pieza de alambre y con pinza en mano empieza a cortar, doblar y retorcer el metal para, en cuestión de un minutos, mostrar terminada su obra. López dice que esta actividad lo ha llevado a recorrer todo el Ecuador y partes de Colombia y Perú.
 
 
“Agradezco a Dios por haberme dado esta habilidad que me permite mantener a mi familia y conocer muchos lugares”. Los rompecabezas tienen un valor de $ 1 sin importar el modelo, aunque también ofrece promociones. Así, por $ 2 ofrece 3 modelos distintos y por $ 3 entrega 5. A Ramiro se lo puede encontrar todos los días en la vía principal de Puerto Inca, provincia del Guayas.
 

Por:  Diario EL TELÉGRAFO