Actualidad

Quito | Pabel Muñoz cumple un año en el Municipio, pero su Plan de Movilidad no logra consolidarse

En 12 meses de gestión, el plan de rutas de y frecuencias sigue en construcción. A esto se suma que el Metro de Quito no cuenta con un contrato de mantenimiento, lo cual ha generado críticas.

Pabel Muñoz López cumple un año al frente de la Alcaldía, este  14 de mayo, y en su gestión hay cabos sueltos en cuanto al Metro de Quito. También un Plan de Movilidad que no se consolida y está lejos de alinearse con la obra más emblemática de la capital, que comenzó a funcionar definitivamente desde el 1 de diciembre de 2023.

La problemática comenzó desde que los concejales Andrés Campaña Remache y Sandra Hidalgo denunciaron que no existe un contrato de mantenimiento y que dos trenes se encuentran parados, lo cual causó inquietud entre la ciudadanía y autoridades. Los cuestionamientos radican en que, si este tema no era sacado a luz pública por ambos ediles, no se hubiera conocido con certeza de lo que estaba pasando y se corre un alto riesgo para quienes utilizan ese servicio, indica Cristóbal Buendía, director del Observatorio de Movilidad Ciudadana.

«Es un error técnico y el responsable de la Empresa Pública Metropolitana Metro de Quito (Epmmq, Víctor Hugo Villacrés), debe rendir cuentas. Se trata de una omisión y se debe dar una explicación técnica a la ciudadanía para garantizar la seguridad. Se debe conocer las condiciones técnicas», indicó el experto a Ecuavisa.com.

En ese contexto, el tiempo sigue su marcha y el Municipio prevé contratar el mantenimiento correctivo de los trenes hasta julio de 2024. En tanto, las unidades van a necesitar de esos procedimientos cuando cumplan 120 mil kilómetros de recorrido -señala Muñoz- lo cual sucederá entre septiembre y octubre del presente año.

El Burgomaestre también ha reiterado en múltiples entrevistas e intervenciones que los mantenimientos correctivos de los trenes debieron ser contratados, hace 10 años, por parte del alcalde de ese tiempo, Mauricio Rodas Espinel (2014-2018). También recuerda que, en ese tiempo, se presentó una oferta de la empresa española Construcciones y Auxiliares de Ferrocarriles (CAF) para mantenimiento por 10 años y USD 28 millones. En la actualidad, esta firma internacional propone un contrato por cinco años a USD 35 millones; es decir, se reduce el tiempo y aumenta el costo.

 

¿SABÍAS QUE?

Los trenes del Metro de Quito fueron construidos por la firma española CAF (Construcciones y Auxiliar de Ferrocarriles). Según información difundida por el Municipio en la administración de 2018, la firma internacional también entregó material complementario para la operación como vehículos auxiliares, equipos, herramientas de taller y lote de repuestos.

Perfil de usuario del Metro de Quito en 2024

 

Ante eso, la Alcaldía busca las soluciones para la mediación o que se lance una nueva licitación. Campaña considera que será muy complejo que se logre tener el contrato de mantenimiento hasta julio de 2024, debido a que hay un proceso de mediación pendiente y se debe lograr un acuerdo ya que CAF pide USD 35 millones por cinco años de mantenimiento de las unidades. En cambio, el Municipio ofrece USD 14 millones por el mismo periodo de tiempo y eso falta de resolver, lo cual no es sencillo.

 

Para el edil, la actual administración del Cabildo tuvo un año para solucionar este tema y no lo hizo oportunamente. A esto se suma -acotó el concejal- que falta por conocer cómo se están manejando los contratos de mantenimiento preventivo-correctivo de otros dos subsistemas del Metro que son claves y no se encuentran en la etapa precontractual.

 

Uno corresponde a la obra civil (infraestructura, súper estructura, telecomunicaciones y electromecánica). Se ha avanzado con un presupuesto referencial de USD 60 millones para los próximos cinco años, pero ese proceso tampoco consta en el portal web de Compras Públicas. El otro que está más atrasado es del sistema de energía que no cuenta con un presupuesto referencial. «Ambos subsistemas son igual o más importantes que los trenes».

 

A su juicio, las responsabilidades de lo que está pasando van desde el exalcalde Rodas hasta Pabel Muñoz. «Más allá de la pelea política entre ellos, lo que más nos importa es que haya mantenimiento, se precautele los trenes y se asegure a las personas«. Lo otro se ha convertido en una pelea de egos y es secundario.

 

De hecho, ambos han mantenido un intercambio declaraciones en redes sociales y medios de comunicación en la última semana. Para Buendía, lo lamentable es que el tema se ha politizado. «Muñoz no debería caer en discusiones con sus antecesores, sino solicitar a sus funcionarios las explicaciones de lo que sucedió y lo que va a hacer».

 

El Metro de Quito cuenta con 18 trenes. Cada uno con capacidad de 1 500 pasajeros.

El Metro de Quito cuenta con 18 trenes. Cada uno con capacidad de 1 500 pasajeros. ( )

 

El concejal Wilson Merino aseguró que Muñoz tiene gestionar la ciudad y mirar hacia adelante. No está para tensionar y poner las responsabilidades en otros exfuncionarios, lo cual es tarea del Concejo Metropolitano. Sugiere la creación una Comisión Especial Multipartidista que fiscalice al Metro en su integralidad.

 

A su criterio, hay muchos aspectos que ameritan un tratamiento especial y elaborar un informe final con el que se pueda establecer una hoja de ruta. Su mayor preocupación gira en torno a la sostenibilidad del moderno sistema de transporte capitalino.

 

Afirma que el presupuesto de 2024 para la Epmmq es de USD 93 millones y se han recaudado cerca USD 9 millones desde el 1 de diciembre del año pasado, lo cual implicaría una recaudación a futuro de aproximadamente USD 23 millones y queda un déficit de 70 millones que es el hueco presupuestario solo de la operación.

 

Si a esto se suma la deuda que debe pagar la capital, el subsidio y los otros corredores del Municipio, lo que se tendrá que pagar será gigantesco. Por eso se debe trabajar en más ingresos monetarios y no tarifarios como la venta de publicidad, entre otros. «En eso siento que todavía le falta a la administración municipal».

 

De su parte, el Municipio ha indicado que un equipo de ocho técnicos de Epmmq se encarga de dar mantenimiento a las 18 unidades de forma permanente. Villacrés ha expresado que este personal ha sido capacitado por CAF como parte del contrato. «Se trata de una serie de inspecciones preventivas que garantizan el óptimo estado de cada una de los trenes para la exitosa y continua operación del sistema subterráneo”, dijo a inicios de mayo.

 

¿SABÍAS QUE?

Al momento, existen dos trenes en reparación. Uno sufrió un incidente menor en las pruebas previas a la marcha en blanco y la subcontratista ha asumido los trámites de activación de la póliza para ponerlo a punto. El otro presenta un desgaste poco común de una de sus ruedas, lo cual fue detectado durante un mantenimiento preventivo y se recomendó sacarlo de servicio mientras se realiza un diagnóstico integral.

Al momento, los vehículos tienen en promedio 80 000 kilómetros recorridos y las inspecciones que reciben forman parte del plan de mantenimiento detallado por el fabricante.

 

La concejal Analía Ledesma cuestionó, en una de las sesiones del Concejo Metropolitano, que son ocho funcionarios para 18 trenes que fueron capacitados en cinco días. «Es importante aclarar ¿qué tipo instrucción recibieron y si la cantidad de tiempo fue suficiente?».

 

Se está hablando de apenas ocho funcionarios y menos de 40 horas para que atiendan en lo que se pueda. Considera que lo primordial es salvaguardar la integridad de los usuarios y hay que enfocarse en eso. También en transparentar la información y garantizar la calidad del servicio.

 

¿Qué pasa con las rutas y frecuencias?

 

Los últimos informes de la Empresa de Pasajeros del Municipio de Quito (Epmtp) señalan que, tras la operación del Metro, se redujo la cantidad de pasajeros en los sistemas municipales de transporte (Trolebús, Ecovía y alimentadores) en un 9,04% (ver cuadro de arriba).

 

En lo que respecta al Trole, el promedio de usuarios, en el primer trimestre de 2023, fue de 124 319 y en el mismo periodo de este año fue de 113 618. En la Ecovía pasó de 132 398 a 120 098. Finalmente, en los buses alimentadores cambió de 144 977 a 131 668.

 

El gerente general de la Epmtp, Xavier Vásquez, le dijo a Ecuavisa.com que en el Trolebús se ha sentido una fuerte disminución de pasajeros, principalmente en las zonas donde el Metro de Quito circula de forma paralela. «Vamos hacia una modernización de buses y la implementación de un sistema integrado de recaudo y repotenciando paradas».

 

El moderno sistema de transporte también ha atraído a miles de personas que antes se movilizaba en sus autos particulares, buses de servicio urbano o taxis. Carlos Brunis es presidente de la Unión de Taxis de Pichincha y dijo que se ha reducido el número de usuarios.

 

Dice que la gente antes tomaba los taxis desde la terminal interprovincial de Quitumbe para dirigirse al norte de la ciudad y ahora prefiere utilizar el Metro ya que le resulta más económico. Lo mismo cuando la gente quiere movilizarse desde El Labrador hasta el Centro Histórico en los fines de semana.

 

Fuente:  ECUAVISA