Economía

Proforma presupuestaria eliminaría subsidios en cuatro sectores estratégicos

Proforma presupuestaria propone eliminar subsidio de sectores de vivienda, transporte, electricidad, lo que ha causado reacciones negativas por parte de los afectados.

Actualmente la Asamblea Nacional está tratando la proforma presupuestaria que fuera recibida el día de ayer y que pretende eliminar los subsidios de  electricidad y transporte, mientras que se revisa la posibilidad de suprimir también los de combustibles y vivienda para el 2015.

Es así que la Asamblea prevé destinar $ 5 966, 8 millones,  monto significativamente menor respecto al otorgado el  año pasado que estuvo en los $ 6.213,2 millones.

El subsidio que se verá mayormente afectado es el de combustibles, debido a que el documento propone que sea reducido en 10 puntos porcentuales, es decir de los  $3.888 millones a $ 3.493 millones.

Según el ministro de Finanzas, Fausto Herrera, este cambio respondería a la caída del precio del petróleo a nivel mundial. “La proforma presupuestaria se calculó con un precio de $ 79,9. Ayer, el precio del petróleo WTI se ubicó en 78,68. El crudo ecuatoriano registra un castigo con respecto a ese precio de alrededor de $ 10.”

En tanto que el subsidio al transporte urbano, que este año acaparó $ 48,8 millones en el presupuesto del estado, permitió que las tarifas de transporte se mantuvieran.

Actualmente los transportistas aseguran que el monto asignado para este año les resulta insuficiente. Es por esto que el día de ayer empresas de transporte urbano de Quito lo conversaron en una reunión, mientras que en Guayaquil -un grupo de mujeres-familiares de transportistas- organizaron una marcha solicitando la revisión de las tarifas.

Para el presidente de la Corporación de Movilidad, Jorge Yanes, quien tiene a su cargo  900 buses de la ruta sur oriental de Quito, eliminar el subsidio repercutirá en los pasajeros, porque para él la única solución es el alza del pasaje, tema que el Gobierno asegura deberán asumir los municipios de cada ciudad.

Otro sector afectado, es el de la vivienda, encargado de financiar el bono para la vivienda. El mismo será reducido de $ 164 millones en 2014 a $ 45,66 millones en 2015.

Respecto al subsidio eléctrico, Herrera dio a conocer que no es de competencia del Gobierno y que ya se trabaja dentro de las empresas públicas eléctricas.

Además el funcionario explicó que el programa de implementación de cocinas de inducción, que inició este año no es un subsidio. “Lo único que se hace es una transferencia del financiamiento del Estado a terceros, que pagarán en tres años”.

Dentro de la proforma existe un aumento de $323 millones que serán destinados para el pago de pensiones en la Seguridad Social y pequeños aumentos al bono de desarrollo humano, de manera puntual,  al programa del adulto mayor. (VBF/La Nación)