Deportes

El plan renove más ambicioso de su historia

Ampliará los contratos de Cristiano, Modric, Isco, Bale y Kroos, y medita añadir un año más a Pepe, que acaba en junio

ESPAÑA. Dos Champions en tres años no se ganan todas las décadas. Y los jugadores que las conquistan están preparados mentalmente para ganar más, tienen confianza en ellos mismos y no les asusta el reto, ajenos a la presión de quienes disputan su primera final. El equipo que ha hecho legendaria la Copa de Europa, y viceversa, atacará en septiembre la renovación de contratos más ambiciosa de la centenaria historia del club. La de los hombres que han ganado estas dos Ligas de Campeones en tres cursos. La de los futbolistas que advierten sin complejo que desean celebrar dos consecutivas por vez primera en la historia del nuevo formato. Lo espetan sin vergüenza Cristiano Ronaldo y Marcelo. Zidane y la dirección deportiva del Real Madrid planifica una plantilla «para seis años» y abordará de inmediato la extensión de los convenios de sus puntales emblemáticos con el fin de consolidar la columna vertebral del equipo.

Casemiro renovó hasta 2021. Ramos, Carvajal, Varane y Marcelo, hasta 2020. Asensio, hasta 2022. Lucas firmó hasta 2020 y Mariano, hasta 2021

La entidad negociará la continuidad, hasta su retirada, de Cristiano, Modric, Bale, Kroos e Isco, quien aún recibe propuestas del extranjero para no firmar y marcharse en este cierre del mercado. La casa blanca analizará igualmente el futuro del veterano Pepe, que queda libre en 2017.

Captado Casemiro hasta 2021, el club apuntalará de esta forma la delantera y el centro del campo con sus líderes de los últimos tiempos, después de asegurar su línea defensiva y su portería. Keylor y Kiko Casilla firmaron hasta 2020. Ramos, Varane, Marcelo y Carvajal renovaron hasta ese mismo año. Danilo, hasta 2021. Y Nacho, hasta 2022. Ahora toca consolidar las dos líneas creativas con los estandartes del conjunto.

Cristiano, hasta los 35

El primer objetivo de Florentino Pérez será ampliar el acuerdo con su buque insignia hasta 2020. Cristiano posee contrato en vigor hasta 2018 y su estado físico y su rendimiento han supuesto que el Real Madrid quiera añadir dos campañas más. El portugués tendrá entonces 35 años.

El Mejor Jugador de Europa quiere rubricar su porvenir hasta los 36 (2021). Se presume un convenio que añadirá esa tercer año extraordinario con cláusulas ligadas a su eficacia en la temporada anterior. El anhelo de la casa blanca es que su estrella cuelgue las botas en el vestuario del Bernabéu.

El siguiente profesional del Plan Renovaciones será Modric. Tiene 30 años, su contrato finaliza en 2018 y la entidad abordará una renovación por una o dos campañas más. Su clase aporta una seguridad en la «perfomance» que le hace un futbolista importante en el esquema del Real Madrid.

La filosofía del club no es solo añadir años a los futbolistas. La entidad se asegura una continuidad a medio plazo que también permite negociar un posible traspaso, en caso de una oferta astronómica para el profesional, con mayores pretensiones económicas para la casa blanca. Se cubre bien las espaldas, porque los integrantes del primer plantel madridista se encuentran muy cotizados a escala internacional. Y la Premier coquetea.

Isco, en la diana

Los agentes FIFA de esa Premier calientan actualmente una oferta del Tottenham o del Arsenal por Isco, en estas horas previas al cierre del mercado, el próximo miércoles. El malacitano y James han estado abiertos a una posible operación durante todo el verano. Si el andaluz continúa en el Real Madrid, renovará su ficha por cuatro años más, hasta 2022. Es joven, 24 años, y le queda mucho fútbol por delante.

Estos tres hombres, Cristiano, Modric e Isco, finalizan contrato en 2018 y definen el primer capítulo del Plan Renovaciones. El caso del veterano Pepe, cuyo convenio vence el próximo mes de junio, será analizado para estudiar si se le ofrece un año más. E inmediatamente se atacará el Plan Renovaciones 2: Bale y Kroos.

Kroos y Bale, a largo plazo

El galés y el alemán poseen relación contractual con el club por tres y cuatro años más, respectivamente, y no hay urgencia. Sin embargo, son dos hombres muy importantes del equipo y Florentino Pérez quiere ampliar sus convenios para que se sientan tranquilos ante el porvenir, rindan con la eficacia demostrada y jueguen con la seguridad de pensar que pueden retirarse en el Real Madrid. Bale ha ganado las dos recientes Copas de Europa. Kroos, la última. La dirección deportiva valora que viven su madurez deportiva y solo deben centrarse en la conquista de nuevo títulos.

El británico llegó hace tres años y ha adquirido su mejor nivel en la temporada de la undécima Champions. Está predestinado a ser el líder de la plantilla y la empresa desea constatarlo con un nuevo acuerdo por cinco años, hasta 2021. Cobrará diez millones anuales, en la escala de Ramos.

El club también quiere sumar a Kroos en este plan. Tiene 26 años, le quedan cuatro campañas y la casa le ofrecerá una mejora económica en un nuevo contrato por cinco temporadas.

El Madrid pretende con esta filosofía asentar un equipo a medio plazo. Benzema y Morata tienen ficha hasta 2019. Lucas, hasta 2020. El dominicano Mariano, hasta 2021. Asensio, hasta 2022. El plantel está enrocado para mucho tiempo. (ABC/La Nación)