Ciencia

Plan Internacional apoya lucha embarazo precoz en cumbre de afrodescendientes

Una tercera parte de los embarazos en América Latina corresponde a menores de 18 años, y casi el 20 % a niñas menores de 15 años, de acuerdo con Plan Internacional.

MANAGUA. La organización humanitaria Plan Internacional mostró hoy su apoyo en la lucha contra el embarazo precoz, uno de los principales impedimentos para el desarrollo adecuado de las niñas, durante la I Cumbre Latinoamericana de Lideresas Afrodescendientes de las Américas, que se desarrolla en Nicaragua.

“Plan Internacional Nicaragua participa y apoya la realización de la Cumbre, dado que esta representa una oportunidad de hacer visible la doble vulnerabilidad de las niñas: ser afrodescendientes y ser niñas”, dio a conocer la organización, a través de un comunicado.

Tyra, una niña de la Región Autónoma Caribe Norte (RACN) de Nicaragua, la zona más pobre del país, tomó la palabra en la Cumbre para advertir sobre el embarazo precoz.

“A ustedes nuestras aliadas mujeres afrodescendientes adultas, queremos decirles que no somos tomadas en cuenta y queremos ser escuchadas, (…) nuestras preocupaciones son el embarazo precoz, que vivimos las niñas, que nos impide culminar nuestra educación de manera exitosa”, dijo la menor, ante un auditorio de más de 250 mujeres afrodescendientes de América Latina.

La falta de conocimientos sobre los derechos sexuales y reproductivos, las presiones que reciben para establecer parejas sin estar preparadas, y la violencia sexual por desconocidos o por familiares, son las principales causas del embarazo precoz, según la niña, de 14 años de edad.

Una tercera parte de los embarazos en América Latina corresponde a menores de 18 años, y casi el 20 % a niñas menores de 15 años, de acuerdo con Plan Internacional.

En la Cumbre, que culminará este domingo, participan líderes afrodescendientes de Argentina, Belice, Bolivia, Brasil, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Cuba, Ecuador, Estados Unidos, Haití, Honduras, Nicaragua, Panamá, Perú, Puerto Rico, República Dominicana y Uruguay. (Efe/ La Nación)