Economía

Petroecuador es una de las cuatro empresas públicas que tienen beneficios dorados amparados por contratos colectivos

Uno de los cuatro contratos colectivos que la Contraloría deberá auditar, por pedido de la Ministra de Trabajo, es el de Petroecuador.

 

 

El contrato colectivo de Petroecuador ampara a 2 405 empleados y, según el Ministerio de Trabajo, deberá ser declarado nulo porque fue suscrito en noviembre del 2017, sin contar con el aval presupuestario del Ministerio de Economía y Finanzas.

Entre los beneficios que incluye está la cláusula de estabilidad por cinco años, es decir, que ningún trabajador puede ser separado de sus funciones en ese lapso. Y si Petroecuador opta por despedir a un trabajador, debe pagarle una indemnización igual a 60 sueldos.

Esta disposición dista mucho de la que establece el Código del Trabajo para las empresas privadas, en donde un trabajador despedido recibe una indemnización igual a un sueldo adicional por cada año de trabajo, sin que se superen 25 sueldos.

Los trabajadores de Petroecuador amparados por el contrato colectivo tienen derecho a una revisión anual de sus remuneraciones y es el Comité de Empresa el que debe proponer la tabla de aumentos para empezar la negociación.

El contrato otorga también un pago adicional del 1% del salario básico unificado por cada hijo menor de edad y por hijos con discapacidad, ese beneficio no tiene límite de tiempo.

Incluye un bono de antigüedad del 0,25% adicional de la remuneración por cada año de trabajo y aunque el contrato fue firmado en el 2017, el bono de antigüedad beneficia a los trabajadores contratados desde el 2009.

De los cuatro contratos colectivos que impugna el Ministerio de Trabajo, el de Petroecuador es el que menos beneficios otorga a sus trabajadores sindicalizados.

Si es declarado nulo, la empresa podrá negociar un nuevo contrato colectivo que se ciña los requisitos que establece la ley.