Ciencia

Perú colocará doce boyas en el océano Pacífico para controlar ondas Kelvin

Se estima que las precipitaciones serán del orden de 35 y 60 litros por metro cuadrado en las regiones norteñas de Tumbes y Piura, y de 20 litros por metro cuadrado en la región Lambayeque.

LIMA. La Armada de Perú colocará doce boyas Argos en el océano Pacífico para controlar la evolución de las ondas Kelvin y Rossby, principales causantes de los efectos del fenómeno climatológico de El Niño, informó hoy la Marina de Guerra en un comunicado.

Las boyas serán sembradas en alta mar durante un crucero oceanográfico que realizará el buque Zimic en aguas internacionales, a unas 240 millas de la costa.

El buque partirá el 7 de marzo del puerto del Callao, la ciudad portuaria de Lima, para desplazarse al puerto de Paita, en el norte de Perú, donde se abastecerá de provisiones para adentrar al océano Pacífico.

Las boyas Argos tienen un peso de 30 kilos y se activan al momento de empezar el registro, cuando se dejan a la deriva en la superficie del mar.

Tienen la capacidad de sumergirse de acuerdo a una profundidad programada para posteriormente emerger y transmitir por satélite la la información recolectada de la columna de agua en la posición donde se encuentran.

Las boyas son descartables y cuando se termina su batería, que dura aproximadamente tres años, se sumergen y dejan de emitir transmisión.

Las ondas Kelvin y Rossby se originan en el Pacífico ecuatorial occidental y se desplazan al Pacífico oriental, donde provocan el calentamiento anómalo y el aumento de nivel de la superficie, lo que a su vez genera lluvias torrenciales en la costa.

El Comité Multisectorial encargado del Estudio Nacional del Fenómeno El Niño (Enfen) anunció el jueves que se espera que el núcleo de la onda Kelvin cálida arribe a la costa peruana este mes y que incentive lluvias muy fuertes o extremas en la costa norte del país.

Se estima que las precipitaciones serán del orden de 35 y 60 litros por metro cuadrado en las regiones norteñas de Tumbes y Piura, y de 20 litros por metro cuadrado en la región Lambayeque.

Las lluvias e inundaciones agravadas por el fenómeno del Niño ya han dejado 11 fallecidos, 5.181 damnificados y 588 casas derrumbadas en Perú en lo que va del año, informó el miércoles el Ministerio de Agricultura.

Más de mil hectáreas de cultivos de bananos, plátanos y arroz se encuentran inundadas por el desborde del río Tumbes, cuyo caudal alcanzó el jueves los 1.600 metros cúbicos por segundo tras cuatro días de intensas lluvias en el norte de Perú. (Efe/ La Nación)