Deportes

Patricio Lara: El tiempo dirá si este grupo es el recambio en la Selección de Ecuador

El triunfo sobre Perú (1-0) en Nueva Jersey «no fue sorpresa» para el cuerpo técnico dirigido interinamente por Jorge Célico, que con su grupo de trabajo armó un plantel considerado como recambio generacional en la selección ecuatoriana de fútbol, algo que deberá ratificarse con el próximo seleccionador.

«Lo digo con franqueza, el resultado no nos sorprendió», dijo el asistente técnico Patricio Lara, aunque reconoció también que «pudo darse cualquier otro resultado, porque enfrentamos a una selección de fuste», indicó el estratega al regreso del equipo de suelo estadounidense.

Para Lara nada fue casualidad, desde la estructura del equipo, hasta el triunfo alcanzado en el Red Bull Arena, algo que generó también «alentadoras expectativas», a decir del argentino.

Con una plantel de 25 años como promedio de edad, este grupo se apunta como ideal para un recambio en el combinado nacional. «Nosotros lo consideramos así, que esto sea el inicio de un recambio, pero el tiempo lo dirá, sobre todo quien asuma la dirección técnica de la selección, basado en su idea del fútbol», dijo Lara. En este aspecto, la Ecuafútbol aspira hasta octubre nombrar al nuevo seleccionador.

El argentino hizo hincapié en el encargo de la Federación para dirigir los juegos ante Perú y Bolivia, rival al que miden el martes (19:00) en Cuenca.

«Nuestra posición no es incomoda, sí intransigente porque plasmamos nuestra idea de juego en esta responsabilidad, pero hay que ver lo que sucede más adelante con la visión quien tenga quien asuma el trabajo, porque eso será lo que decida el futuro de la selección», dijo Lara.

«Creemos en el tiempo y en el trabajo, ahora no hubo mucho tiempo para entrenar pero armamos un grupo con jugadores que conocen nuestra idea de juego, nuestro manejo y por eso a través del diálogo planteamos el partido. Los jugadores no fueron elegido al azahar, llegaron porque realmente creemos en ellos, sabíamos la dificultad de Perú, pero confiamos en este grupo y vemos que se cristalizó en parte la idea que queríamos, con un partido prolijo, inteligente, aplicando las capacidades y características técnicas de los jugadores», apuntó el entrenador.

El próximo reto es medir a una Bolivia que viene en un proceso similar a la tricolor, con la llegada del venezolano César Farías al comando técnico, también con la misión de un recambio en el equipo del altiplano.

«Enfrentaremos a un rival que viene cambiando jugadores, cuerpo técnico, pero como locales trataremos de imponernos para que la gente goce con un buen resultado, y sobre todo para que estos jugadores gocen del reconocimiento del público», cerró Lara. (D)

 

 

 

EL UNIVERSO