Opinión

OTRO GALLINAZO QUE VUELA

Henry Rafael Silva Viteri

henry.silvaviteri66@gmail.com

 

El gobierno fraudulento (dicho por Eduardo Manga) de Wheel Chair man acaba de otorgar visa de alzar el vuelo a otro gallinazo miembro de la mafia verde flex, se trata del capo de la publicidad Socialista Siglo XXI Fernando Alvarado. Este carroñero, mientras estuvo en el poder durante la década perdida salió de la miseria monetaria en que se encontraba, porque de la miseria humana no ha salido, y se convirtió en el millonario que es ahora; fue tan grande su miseria humana que hasta se hizo comprar pasta de dientes y desodorantes con el dinero de los ecuatorianos.

Una vez terminada la década podrida, este personaje junto al capo de todos los capos huyó del país y se refugió en África, en donde aprovechando la ignorancia de la gente se convirtió en asesor. Mientras este carroñero disfrutaba del dinero robado en Ecuador la “Justicia” lo implicaba en malos manejos cuando estuvo a cargo de la Secretaría de Comunicación y de los canales de televisión robados a los Isaías por el resentido social Correa, entre el jefe y él se robaron millones de dólares en propagandas y “ladratinas”.

El mes de febrero de este año la Contraloría General del Estado remitió a la Fiscalía 11 informes con indicios de responsabilidad penal en contra de esta ave carroñera y sus ex colaboradores. Creyendo que todavía estaba en el gobierno verde flex (y demostró que sí) llegó al país lleno de prepotencia a “responder” a la “Justicia”, su caso pasó a los juzgados y a la jueza Silvia Sánchez, a esta jueza se le aflojaron las calzonarias y en lugar de enviarlo a la cárcel como lo hacen con los delincuentes que no son de cuello blanco, dictó medidas cautelares como la de presentarse cada 15 días al juzgado, le prohibieron salir del país y debía usar el grillete electrónico para monitorearlo a nivel nacional; es decir que este delincuente tenía todas las facilidades para irse cuando le diera la gana.

El gobierno del fraude de Wheel Chair man conocedor de todas las fechorías de este delincuente y consciente de que este gallinazo les conocía todas las fechorías cometidas por él como vivir a todo lujo en Suiza haciéndose pagar millonarias cifras sin ser servidor público permitió que el gallinazo Alvarado se pasee por el Ecuador, y lo demuestra el último informe del seguimiento que le hacían al grillete que “cargaba”, salió de Guayaquil, llegó a Quevedo siguió a Quito y como dice la ranchera “voló, voló y voló” pero no fue la ingrata calandria la que voló, fue el apestoso gallinazo carroñero Alvarado el que huyó.

La forajida María Paula Romo “menestra” del Interior debe dar un paso a un lado y renunciar al demostrar su total inoperancia en este caso, permitir que un delincuente se le escape en sus narices, se ve que estaba ocupada en otras actividades que no son afines a su cargo y el ave de rapiña Alvarado se le escapó; y don Paúl Granda, ministro de Justicia dice ahora que la culpa la tienen la jueza y la fiscalía, me hace recordar a Ricky Patiño que dijo que la culpa de que la droga de la narcovalija saliera fue del perro que estaba con gripe.

Los ecuatorianos estamos conscientes que tenemos un gobierno verde flex, que la corrupción de los de manos “limpias” con uñas sucias, corazones ardientes de dinero mal habido y conciencia podrida nos siguen atracando, de nada sirve tanta tontera cuántica y discursos con tono bajito si se siguen cometiendo irregularidades y permitiendo que delincuentes que deben pagar con cárcel los delitos se les permita escapar; que eficientes son para detener a personas como las que participaron en el linchamiento de Posorja, y que incapaces para controlar a los delincuentes que deben rendir cuentas por actos de corrupción, son parte de este gobierno

 

 

Las opiniones vertidas en el medio son de responsabilidad del autor.