Economía

Oposición británica espera que May mueva ficha sobre el Brexit

El Partido Laborista británico se mantiene hoy a la espera de que el Ejecutivo le haga una propuesta que ayude a destrabar el proceso de salida del Reino Unido de la Unión Europea (UE).

La pelota está en la cancha del gobierno, aseguró este lunes el parlamentario laborista Keir Starmer, integrante del equipo opositor que desde la semana pasada mantiene negociaciones sobre el Brexit con miembros del gabinete de la primera ministra, Theresa May.

Según Starmer, el Ejecutivo no ha cambiado su posición con respecto al acuerdo de salida negociado por la gobernante con sus pares europeos, y que ya fue rechazado tres veces por la Cámara de los Comunes.

Está previsto que el inédito diálogo entre conservadores y laboristas se reanude en las próximas horas, y según analistas, la vía más factible para llegar a un consenso sería que el gobierno acceda a que el Reino Unido permanezca en una unión aduanera con la UE una vez se concrete el divorcio.

El vaticinio parte de una declaración que hizo May el sábado pasado, en la que dejó entrever su disposición a ceder a algunas de las demandas de los laboristas, con tal de conseguir que el país abandone el bloque.

Entre más demoremos en alcanzar un acuerdo, mayores son los riesgos de que haya que cancelar la ruptura, lo cual significaría, dijo, que el Brexit por el que votó el pueblo británico en el referendo de 2016 ‘se nos escaparía entre los dedos’.

Según los términos impuestos por la alianza después que Londres se vio obligado a abortar semanas atrás la ruptura inicialmente pactada para el 29 de marzo pasado, el gobierno británico tendrá que decidir antes del 12 de abril si solicita un aplazamiento más largo, abandona la alianza de forma abrupta, o revoca el Brexit.

May, quien ya anunció que pedirá una nueva prórroga hasta el 30 de junio, tiene previsto viajar mañana a Francia y Alemania para reunirse con el presidente Emmanuel Macron y la canciller Ángela Merkel, respectivamente, previo a la cumbre extraordinaria de la UE que tendrá lugar el miércoles en Bruselas.

PRENSA LATINA