Ciencia

OMS redobla esfuerzos para que todas las personas con VIH accedan a tratamiento

Todas las personas en riesgo “sustancial” de contraer VIH deberían recibir ART preventiva, no sólo los hombres que tienen sexo con otros hombres, dijo la OMS.

GINEBRA. Todos los pacientes con VIH deberían recibir medicamentos antirretrovirales lo antes posible después de ser diagnosticados, lo que significa que 37 millones de personas en el mundo tendrían que estar en tratamiento, dijo la Organización Mundial de la Salud (OMS).

Ensayos clínicos recientes confirmaron que el uso temprano de medicamentos alarga la vida de las personas con el virus que causa sida y reduce el riesgo de transmitir la enfermedad a sus parejas, dijo la OMS en un comunicado donde estableció sus nuevas recomendaciones para los 194 estados miembros.

Bajo las guías anteriores de la OMS, que limitaban el tratamiento a aquellos pacientes cuyos recuentos de células inmunes habían caído por debajo de un cierto umbral, 28 millones de personas eran consideradas posibles receptoras de terapia antirretroviral (ART por su sigla en inglés).

Todas las personas en riesgo “sustancial” de contraer VIH deberían recibir ART preventiva, no sólo los hombres que tienen sexo con otros hombres, dijo la OMS.

Las nuevas guías son una plataforma central de la meta de la agencia de Naciones Unidas de terminar con la epidemia del sida para 2030.

“Todo el mundo que viva con VIH tiene el derecho a un tratamiento que salva vidas. Las nuevas recomendaciones son un paso importante hacia asegurar que todas las personas que vivan con VIH tengan acceso inmediato al tratamiento antirretroviral”, dijo Michel Sidibe, director ejecutivo de ONUSIDA.

“Según estimaciones de ONUSIDA, expandir la ART a todas las personas que viven con VIH y extender las opciones de prevención puede ayudar a evitar 21 millones de muertes vinculadas al sida y 28 millones de nuevas infecciones para 2030”, agregó.

La medida llevará a un fuerte incremento en la demanda de los medicamentos para terapia antirretroviral, que usualmente son administrados en un cóctel de tres fármacos para evitar el riesgo de que el virus desarrolle resistencia.

Los principales proveedores de los medicamentos para el VIH son Gilead Sciences, ViiV Healthcare -que está mayoritariamente en manos de GlaxoSmithKline- y varios fabricantes de genéricos de India.

La ONG Médicos Sin Fronteras recibió con beneplácito el anuncio, pero advirtió que hacer realidad la nueva recomendación de la OMS requiere un mayor apoyo financiero de donantes y gobiernos.

Desde que comenzó a expandirse hace 30 años, el sida ha causado la muerte de unos 40 millones de personas en el mundo. (Reuters/ La Nación)