Internacional

Olaf Scholz saluda desde Japón la decisión del Bundestag

Alemania se está preparando para la eventualidad de que Rusia detenga las exportaciones de gas dado que solo se puede “especular” sobre lo que decidirá hacer el Kremlin, dijo el jueves en Tokio el canciller alemán Olaf Scholz durante una visita oficial a Japón. “Uno tiene que estar preparado para eso y, como dije, ya empezamos antes de que estallara la guerra y sabemos lo que tenemos que hacer”, dijo en una conferencia de prensa conjunta con el primer ministro japonés, Fumio Kishida.

Kishida, reconoció el cambio de rumbo en la política de seguridad implementado por Scholz en Alemania, lo que le inspira “un gran respeto desde el fondo de mi corazón”, dijo. Poco antes el Bundestag alemán había dado luz verde a la decisión del Ejecutivo alemán de enviar armamento pesado a Ucrania. “Estamos muy agradecidos por el claro apoyo que el Bundestag alemán ha dado a la política impulsada por el gobierno que dirijo”, dijo al respecto Scholz. “Esto demuestra que en un momento tan difícil se puede seguir una estrategia política que sume apoyos”, continuó Scholz, que se refirió a la entrega de armamento pesado como “una decisión de largo alcance”.

Japón se ha unido a Occidente en las sanciones económicas contra Rusia por la guerra de agresión contra Ucrania. Pero el propio país no envía armas porque la constitución pacifista de la posguerra no lo permite. Sin embargo, Japón ha proporcionado a Ucrania equipo de su propio ejército, incluidos chalecos antibalas, cascos de acero, equipo de combate de invierno, equipo de protección contra armas químicas y drones comerciales para reconocimiento.

Kishida agradeció además a Scholz que aceptara llevar en su avión de regreso suministros de socorro para Ucrania donados por los japoneses. Según la Cámara Alemana de Industria y Comercio (DIHK) en Tokio, Japón es el segundo socio comercial más importante de Alemania después de China y por delante de Corea en la región de Asia-Pacífico. En 2021, Alemania y Japón tuvieron un volumen comercial de 41.700 millones de euros.

Fuente: dw.com