Economía

Observatorio Económico: China y Perú abrazan mejor eficiencia y calidad en cooperación bilateral

BEIJING,  La presidenta de Perú, Dina Boluarte, realizó una visita de Estado a China del 25 al 29 de junio, participando con su homólogo chino en la firma de una serie de documentos de cooperación bilateral en diversos ámbitos.

Expertos consideran que, bajo la dirección estratégica de los dos jefes de Estado, la relación entre China y Perú ha logrado resultados fructíferos y seguirá expandiéndose en los ámbitos de cooperación y mejorando su eficiencia y calidad.

EXPANSIÓN DEL COMERCIO BILATERAL

Durante la visita de Boluarte a China, se anunció que las negociaciones para la actualización del Tratado de Libre Comercio China-Perú habían concluido en gran medida.

Las negociaciones, que se iniciaron a finales de 2018, abarcan ámbitos como los procedimientos aduaneros y la facilitación del comercio, el comercio de servicios, la inversión y el comercio electrónico, entre otros.

«El TLC se actualizará de acuerdo con las últimas características de la cooperación China-Perú, garantizando efectivamente la mejora de la eficiencia y la reducción de los costos de ambas partes», de acuerdo con Yue Yunxia, subdirectora del Instituto de Estudios de América Latina, subordinado a la Academia de Ciencias Sociales de China.

La experta agregó que la inclusión de nuevos temas como la política de competencia, la cadena de suministro global y el medio ambiente reflejaría mejor las reglas emergentes globales en el campo del comercio y la inversión.

De hecho, el TLC China-Perú, que entró en vigor oficialmente en 2010, ha beneficiado a un gran número de empresas a lo largo de los años y ha seguido mejorando la facilidad y apertura del comercio entre ambos países.

Según fuentes oficiales, China se ha mantenido como el mayor socio comercial y mercado de exportación de Perú durante 10 años consecutivos.

Beneficiadas por el TLC, varias pequeñas y medianas empresas de ambos países han logrado las oportunidades de desarrollo. «Warmpaca», una marca que fabrica y vende peluches peruanos de alpaca, es una de ellas.

La fundadora de la empresa, Ma Yuxia, contó a Xinhua que la política de exención de impuestos cubre todos los productos de la empresa, y el proceso de despacho de aduanas se ha vuelto más fluido en los últimos años. El tiempo de despacho desde el puerto hasta el almacén se ha reducido de cinco a dos días.

Tras la entrada en vigor del TLC entre China y Perú, los productos agrícolas se han convertido en un punto brillante de crecimiento. Representados por los arándanos, las uvas y los aguacates, los productos agrícolas de Perú son cada vez más populares entre los consumidores chinos.

Según datos oficiales peruanos, en los 14 años transcurridos bajo el TLC, el comercio de exportación agroindustrial de Perú a China se ha multiplicado por 18.

Alejandro Sanhueza, director de ventas de arándanos y planificación operativa para Agrovision Perú, expresó en una entrevista con medios peruanos que China ocupó entre el 35 y el 40 por ciento del volumen de arándanos de su empresa y dijo que tenía gran interés por explorar el vasto mercado de consumo de China.


Oswaldo y Gloria, un matrimonio de artesanos de Perú, elaboran peluches de alpaca en el estand de la empresa Warmpaca, durante la sexta edición de la Exposición Internacional de Importaciones de China, en la metrópoli oriental china de Shanghai, el 5 de noviembre de 2023. (Xinhua/Sergio Gómez)

MEJORA DE CALIDAD DE INVERSIONES

Durante su visita a China, Boluarte apreció el rápido desarrollo y el progreso científico y tecnológico de China, y expresó su voluntad de fortalecer la cooperación bilateral en campos emergentes como la economía digital, la inteligencia artificial y la energía verde.

«La presidenta peruana alcanzó intenciones de cooperación con varias empresas chinas de vehículos de nueva energía y tecnología de comunicación. Estas áreas están estrechamente relacionadas con el bienestar de los ciudadanos peruanos, produciendo un impacto positivo en el desarrollo económico de Perú y en la mejora de la vida de las personas», indicó Yue Yunxia.

Según Yue, la cooperación de los dos países se ha expandido de los campos tradicionales a las altas y nuevas tecnologías, y el nivel de cooperación ha aumentado constantemente.

Chen Taotao, directora del Centro Latinoamericano de la Universidad Tsinghua, destacó que China es una de las principales fuentes de inversión en Perú. Con la mejora de la capacidad de inversión internacional de las empresas chinas, cada día más proyectos toman a Perú como destino, lo que también crea condiciones favorables para fortalecer la cooperación en tecnologías avanzadas de cara al futuro.

Se espera que el puerto de Chancay, que cuenta con gestión e inversión de una empresa china, esté listo para la operación de prueba en octubre de este año, convirtiéndose en un nuevo centro logístico que conecte América Latina con Asia.

La ruta marítima directa de Chancay a Shanghai constituye un foco de atención de las empresas chinas y peruanas.

«Actualmente, no hay envíos directos a granel entre Perú y Shanghai, y se espera que la apertura del nuevo puerto reduzca el tiempo de transporte de nuestros productos en casi la mitad, y el costo entre un 20 y un 30 por ciento», calculó Ma Yuxia.

Este año, una serie de proyectos bajo el marco de la construcción conjunta China-Perú de la Iniciativa de la Franja y la Ruta lograron avances importantes, entres los cuales se cuentan el túnel de la carretera hacia Machu Picchu y la cooperación energética, ofreciendo servicios para el pueblo peruano y promoviendo el desarrollo económico y social local.

Los proyectos de infraestructura emblemáticos con inversión china y construidos por el país asiático, encabezados por el puerto de Chancay, pueden mejorar la conectividad regional de Perú, aumentar la eficiencia logística en América Latina, crear una gran cantidad de puestos de empleo local y lograr el efecto de impulsar el crecimiento económico, analizó Yue.


La foto, tomada el 27 de junio de 2024, muestra la ciudad de Arequipa al pie del volcán Misti, en Perú. (Xinhua/Li Muzi)

AUMENTO DE EFICIENCIA A TRAVÉS DE MECANISMO DE INTERCAMBIO

Durante la visita de Boluarte a China, los dos países firmaron un memorando de entendimiento sobre el establecimiento de mecanismo de diálogo estratégico para la cooperación económica y una serie de documentos de cooperación para garantizar aún más la eficiencia de la cooperación bilateral.

Chen Taotao señaló que, debido a la distancia geográfica entre China y Perú, las diferencias en sistemas y culturas son obvias, por lo que la comunicación es el requisito previo para la cooperación.

«El mecanismo de diálogo puede construir una plataforma para que los dos países entiendan las necesidades de desarrollo del otro, profundicen su comprensión y confianza, exploren más áreas potenciales de cooperación y deliberen conjuntamente un mecanismo razonable y eficiente de solución de disputas sobre la base de la confianza mutua», indicó Chen.

Los dos países han alcanzado varios consensos sobre la cooperación. En 2019, China y Perú firmaron un memorando de entendimiento sobre cooperación en la Iniciativa de la Franja y la Ruta. En 2023, se celebró el 10º aniversario del establecimiento de una asociación estratégica integral China-Perú.

«Solo bajo la deliberación y construcción conjuntas, podemos compartir experiencias y éxitos», dijo Chen, tras destacar que esta visita de Estado ayudará a que China y Perú construyan una plataforma más efectiva y amigable de inversión y negocios.

China y Perú son importantes países y mercados emergentes de la cuenca del Pacífico, así como miembros importantes del Sur Global. Durante su visita a China, Boluarte expresó la esperanza de que la relación de Perú con China pueda servir de modelo para otras naciones latinoamericanas que cooperan con China.

Este año, Perú celebrará la Cumbre de Líderes del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC). Yue señaló que China y Perú apoyan la cooperación en el marco de APEC, compartiendo el consenso sobre el multilateralismo, lo que conduce a acelerar la integración económica regional y construir una economía mundial abierta.

Por:  XINHUA