Economía

Nueve años de transformación y beneficios para los agricultores ecuatorianos

Bajo el discurso de la calidad y la ecuación de ganar o ganar, el Gobierno a través del Ministerio de Agricultura, Ganadería, Acuacultura y Pesca favoreció al  80% de la población campesina.

QUITO. Tras nueve años de la Revolución Ciudadana, la balanza comercial agropecuaria creció un 130%. Esto representa 50 puntos por encima de lo generado en el período 2000–2006.

Las políticas del Gobierno consolidaron la rentabilidad, que la ha brindado dinamismo y ha posibilitado gestar un encadenamiento productivo con más de cuatro proyectos y cinco programas que se focalizan en los mejores productos campesinos.

“Los proyectos de Reactivación de Café y Cacao Nacional Fino de Aroma, de Acceso a Tierras de los Productores Familiares y Legalización masiva, Proyecto Agroseguro y el Mejoramiento Genético y Repoblamiento Bovino”, según indica la cartera de Estado, han posicionado al país en la vanguardia latinoamericana, beneficiando a más de 2 millones de productores.

Bajo el discurso de la calidad y la ecuación de ganar o ganar, el Gobierno a través del Ministerio de Agricultura, Ganadería, Acuacultura y Pesca favoreció al  80% de la población campesina, en el fortalecimiento y mejora genética de productos como el maíz, cacao, café, quinua, arroz y ganadería.

En el 2015, se cubrió 167.000 hectáreas de producción de arroz, atendiendo a 25.709 pequeños agricultores; cobertura que tendrá un volumen de producción de aproximadamente 1.500.000 toneladas, garantizando la alimentación de todos los ecuatorianos.

No sólo la productividad fue parte de la agenda de transformación, también se aprobaron reformas y leyes que han permitido la definición de soberanía alimentaria, que incluye la agroecología y la producción masiva de productos orgánicos saludables y amigables con el medio ambiente.

La Revolución logró democratizar el acceso a la tierra, entregando 236.000 títulos de propiedad a productores individuales y se distribuyeron más de 50.000 hectáreas a medianos y pequeños productores.

Así mismo, las 160 unidades de asistencia técnica lograron atender al 50% de los productores de las provincias de la Sierra Centro, así lo demostró un informe entregado por el Ministerio. El Gobierno ha trabajado en una verdadera reforma agraria. (El Ciudadano/La Nación)