Opinión

NUESTRA REFLEXIÓN DIARIA

Pra. Miriam Florencia/ Guayaquil

Por la fe también la misma Sara, siendo estéril, recibió fuerza para concebir; y dio a luz aun fuera del tiempo de la edad, porque creyó que era fiel quien lo había prometido. Hebreos 11:11

La fe es la certeza de lo que se espera la convicción de lo que no se ve.  Sara, la esposa de Abraham, era ya anciana, su tiempo para concebir ya había pasado, humanamente era imposible porque había visto ya la menopausia, etapa donde una mujer no pueda concebir, sin embargo ella y su esposo creyeron al que les había hecho la promesa, porque sabían muy bien que si el Señor les había hablado, eso se cumpliría, porque es fiel a su Palabra.  Cuando Dios habla a su pueblo, tenga toda la certeza de que ese mensaje es fidedigno, Él es Fiel,  es uno de sus atributos, y todas sus promesas son en Él sí y amén. Empiece a vivir creyendo cada una de sus promesas, porque con toda seguridad se cumplirán en su vida, porque para el que cree todo le es posible.