Actualidad

«Ningún delincuente puede ser considerado un perseguido político»: canciller de Ecuador sobre irrupción en embajada de México

Gabriela Sommerferld manifestó que tras los hechos que se presentaron en horas de la noche del viernes “el gobierno nacional ha cumplido con la orden de detención del señor Jorge Glas”.

La canciller de Ecuador, Gabriela Sommerferld, ofreció este sábado 6 de abril una rueda de prensa en la que dio las razones que impulsaron desde el Gobierno de su país la decisión de irrumpir en la embajada de México en Quito para detener al exvicepresidente ecuatoriano Jorge Glas, quien se encontraba en esta instalación diplomática con asilo político.

“La decisión del presidente de la república (Daniel Noboa) fue tomada ante un riesgo real de fuga inminente del ciudadano requerido por la justicia en ejercicio de nuestra soberanía”, indicó la canciller.

Sommerferld manifestó que tras los hechos que se presentaron en horas de la noche del viernes “el gobierno nacional ha cumplido con la orden de detención del señor Jorge Glas, dispuesta por la Corte Nacional de Justicia y puesta a las órdenes de las autoridades competentes”.

“Para Ecuador ningún delincuente puede ser considerado un perseguido político cuando ha sido condenado con sentencia ejecutoriada y con disposición de captura emitida por las autoridades judiciales”, mencionó la ministra.

Advirtió que Ecuador le ha manifestado a México que no procede la concesión de asilo diplomático a Glas. “No es lícito conceder asilo a personas condenadas o procesadas por delitos comunes”, mencionó.

La canciller citó para justificar la decisión “el artículo tercero de la Convención de Caracas sobre asilo diplomático de 1954 y el artículo primero de la Convención de Montevideo sobre asilo político de 1933”.

Las imágenes de lo sucedido el viernes evidenciaron a vehículos blindados ingresar al recinto diplomático por la fuerza.

De hecho, el jefe de la Cancillería de la misión de México en Ecuador, Roberto Canseco, fue grabado cuando intentaba detener con su propia humanidad la vulneración de los agentes ecuatorianos al recinto diplomático de su país en Quito.

Ante los hechos se pronunció en contra la Secretaría General de la Organización de los Estados Americanos (OEA).

Indicó que es fundamental el estricto cumplimiento por parte de todos los Estados de las normas que regulan la protección, el respeto y la inviolabilidad de los locales de las misiones diplomáticas y de las oficinas consulares, las que han sido codificadas en la Convención de Viena sobre Relaciones Diplomáticas, del 18 de abril de 1961.

“En este contexto, manifiesta solidaridad a quienes fueron víctimas de las acciones improcedentes que afectaron a la Embajada de México en Ecuador. La OEA fue víctima también recientemente de un ataque similar en Managua y ni en ese caso ni en este son admisibles ambigüedades, sino la más plena coherencia con el Derecho Internacional”, mencionó la OEA en un comunicado compartido por el secretario general del organismo, Luis Almagro.

La acción de Ecuador también fue rechazada rápidamente por los gobiernos de Brasil, Chile y Colombia.

Glas, exvicepresidente del exmandatario Rafael Correa (2007-2017), es acusado de desviar fondos públicos destinados a la reconstrucción de poblados costeros tras un devastador terremoto en 2016.

 

Fuente: NTN 24