Opinión

Motivación

Martín Úraga I./Guayaquil

Me pongo a pensar, ahora que se aproximan nuevas elecciones seccionales y surgen postulantes, candidatos, cómicos, artistas, farandulero y chismosos, que los motiva e impulsa a participar?…salir de su aparente comodidad y confort para ser parte y participar en política, indudablemente todos tenemos el derecho a participar, no todos participamos, quizás sea falta de motivación y por eso no lo hacemos, más allá de que quizás no tenemos el conocimiento necesario para hacerlo, algo que necesariamente se requiere y que en los últimos veinte años creo, está tan echado de menos, como que no es necesario.

Ahora también hay que ver a aquellos que vuelven…por más, tal parece se les acabó o simplemente se acostumbraron…al lleve, esos son más peligrosos, tienen escuela y experiencia, se saben sobre la ley y que nada ni nadie los detendrá, la constitución y las leyes los protegen, todo estuvo bien pensado. Aquí habrán algunos que recuperaron la memoria y la agenda, recién se dan cuenta que estaban al servicio del pueblo, y no para servirse de ellos, y ahora con mucha prisa quieren hacer lo bueno y deshacerse de lo malo de su gestión, si acaso hubo…tiempo para cumplir con lo ofrecido.

Así que nos preparamos a ver y escuchar a aquellos que se las saben todas, y que con voluntad y sacrificio se ofrecen a solucionar todos los problemas que el pueblo requiere, que sentimiento más noble, no hay duda.

Por ahí leí de un partido político que inscribió sus candidatos, e inmediatamente pidió al CNE le entreguen el fondo partidista, vaya, que motivados están…por el dinero fácil.

Esto debe parar, quien quiera participar en política, pues que lo haga con sus recursos, que sus seguidores paguen el diezmo y financien sus campañas demagógicas, el estado no tiene por qué hacerlo, y aun así, cuando alcanzan el cargo lo que hacen es llevarse el santo y la limosna, es su motivación, el lleve es todo.

A ver si esta vez aprendemos y les damos, de una vez por todas lo que se merecen, rechazar a los cuenteros y corruptos de siempre, así como aquellos que provienen de sus escuelas de corrupción y negarles el voto, escojamos a los mejores, no nos dejemos engañar, zapatero a tu zapato, basta ya de tanto pillo disfrazado de candidato, aunque algunos con disfraz se los reconoce a la distancia.

Hay un plan de los carteles y de la banda del prohibido olvidar, para apoderarse del país, y esta vez apuntan a hacerlo a través de los GAD Municipales, así que no lo podemos permitir, no desaprovechemos las oportunidades, nuestros hijos y nietos merecen algo mejor, de ti depende, tienes el poder.

El cómplice del crimen de la corrupción es generalmente nuestra propia indiferencia. Bess Myerson