Economía

Ministro de Comercio Exterior prevé firma de acuerdo comercial con UE este año

31 de diciembre termina el Sistema Generalizado de Preferencias

QUITO. Se prevé que en el último cuatrimestre del año Ecuador firme el acuerdo comercial multipartes con la Unión Europea (UE), del que forman parte Colombia y Perú desde 2012. Este se dará antes del 31 de diciembre próximo, cuando concluya un programa de preferencias arancelarias otorgadas por la Unión Europea.

“A Ecuador le urge concretar el tema ya que el 31 de diciembre termina el Sistema Generalizado de Preferencias (GSP, por sus siglas en inglés), mediante el cual la UE permite el ingreso de productos nacionales al bloque europeo con cero arancel”, manifestó el ministro ecuatoriano de Comercio Exterior, Diego Aulestia, al recordar que después de que en diciembre de 2014 Ecuador y la UE sellaron un acuerdo de comercio, en Bruselas, Bélgica, se avizoró un proceso largo y laborioso para la firma definitiva del entendimiento.

“Estamos continuando en ese proceso, ese es un trabajo permanente del ministerio de Comercio Exterior. Está pendiente una serie de procedimientos para concretar la firma del acuerdo”, apuntó Aulestia.

Entre los procedimientos pendientes están la revisión del acuerdo por parte del Colegio de Comisarios y el Consejo de la UE, así como la posterior ratificación final del documento en el Parlamento del bloque comunitario. Del lado ecuatoriano, el documento también debe ser ratificado por la Asamblea Nacional (Congreso unicameral) y por la Corte Constitucional.

“Estamos seguros que en la Asamblea (Nacional) existirá la sensibilidad para ratificar el acuerdo. Este -acuerdo-, no es más que un instrumento que asegura y facilita el acceso de los productos locales al mercado comunitario del bloque, integrado por 28 países”, dijo el ministro.

Cabe señalar que la UE ocupa el primer lugar como destino de las exportaciones ecuatorianas no petroleras, por esta razón, Aulestia destacó que una buena parte de las ventas provienen de pequeñas y medianas empresas.

“Creemos que existen perspectivas y posibilidades importantes de profundizar ese mercado. Tenemos la convicción de que es un tema positivo para el país y más aún en un complejo entorno externo, en el cual lo que deseamos sobre todas las cosas es incrementar las exportaciones”, el funcionario y aclaró que el acuerdo con la UE no supone un tratado de libre comercio (TLC), al cual se opone el gobierno, sino que se trata de un acuerdo con características específicas.

En el acuerdo se precautela la posibilidad del gobierno ecuatoriano en el esquema de compras públicas favorecer a las pequeñas y medianas empresas, además de adoptar salvaguardias y establecer plazos grandes de desgravación, precisó. (VCV/La Nación)