Actualidad

Ministerio de Educación de Ecuador finaliza contrato con China Railway

El contrato terminó debido al inclumplimiento técnico en el ensamblaje de las unidades educativas, el incumplimiento en los timepos de entrega y en las multas generadas por ese motivo.

El Ministerio de Educación del Ecuador (MinEduc) terminó su contrato #56 con la empresa China Railway No.9 Engineering Group Co. Ltda, firmado para la adquisición de 200 unidades educativas provisionales tipo Milenio (prefabricadas), incluido su ensamblaje, instalación y puesta en operación a nivel nacional.

Este contrato fue suscrito el 18 de agosto de 2015 por un monto de USD 196,9 millones, con un plazo de 630 días para su ejecución, pero los tiempos no se cumplieron y además se irrespetaron algunas características técnicas de estas Unidades Educativas (UE siglo XXI), según MinEduc.

El 18 de mayo del 2016, el Ministerio de Educación entregó a la contratista la suma de USD 29 millones por anticipo del contrato, cuyo plazo para la entrega de las 200 unidades terminó el pasado 9 de junio.

El contrato finalizó de manera unilateral debido a los incumplimientos establecidos en las especificaciones técnicas determinadas en los términos de referencia, así también por superar el valor de las multas conforme a la normativa legal vigente (actualmente están en 14,79%, unos 29 millones de dólares), de acuerdo con la cartera de Educación ecuatoriana.

“Hemos llegado a esta lamentable terminación unilateral del contrato debido a que en varias instancias hemos mantenido varias reuniones técnicas con los principales de la compañía y no hemos llegado a subsanar los inconvenientes técnicos del contrato”, señaló Mónica Reinoso, viceministra de Gestión Educativa del MiEduc, en una rueda de prensa.

Reinoso recordó que el 27 de marzo de 2018 el ministro de Educación, Fander Falconí, solicitó un examen especial a la Contraloría General del Estado por acción y omisión de este contrato en todos los procesos (pase pre contractual, contractual y de ejecución).

Además, aclaró que la empresa china obtuvo una extensión del plazo de entrega de las U.E (por 122 días) tras una reprogramación del cronograma por dificultades en la ejecución del contrato, debido a la temporada invernal. Pese a ello, cuando venció el nuevo plazo, no se subsanaron las inconformidades técnicas, manifestó.

Enfatizó que este contrato fue de bienes y no de obra, es decir, fue por la entrega de unidades educativas terminadas que tuvieran ciertas especificaciones técnicas que no se cumplieron.

“En las visitas de territorio que se hicieron se reconoce que existen tipos de pisos y cubiertas no adecuados; una deficiencia en las conexiones entre las vigas, paneles de construcción (diferencia en las cantidades, infraestructura y tamaño); el sistema de bombeo de agua y desfogue de agua lluvia”, dijo.

De las 200 UE, unas 50 tienen un avance significativo de 80%, 90% e incluso hasta 100% pero no cumplen con las especificaciones marcadas en el contrato. Las mismas están ubicadas en la provincia de Manabí, afectada en 2016 por el terremoto de 7.8 grados que causó daños importantes a las infraestructuras locales y dejó 671 muertos.

Cada unidad educativa siglo XXI tiene un costo aproximado de 980 mil dólares y tienen capacidad para 1140 estudiantes.

“Para nosotros como Ministerio lo importante es garantizar que los estudiantes puedan tener un infraestructura digna, no vamos a dejar que un solo estudiante tenga una educación en este tipo de infraestructura que no es adecuada”, dijo Reinoso.

El Ministerio ha reprogramado la construcción de las 150 escuelas que faltan a nivel nacional. Para ello espera el pago del anticipo y de las multas por parte de China Railway o sino irán a la vía judicial.

Reinoso resaltó que esta terminación de contrato es con una empresa y nada tiene que ver con las relaciones que el país tiene con China. “Nosotros estamos agradecidos por todo el apoyo que ha brindado a nuestro país y no tenemos ningún inconveniente con el gobierno de China”, puntualizó

ANDES