Opinión

¿“México Libre” del PAN?

La política, mi estimado, no tiene relación con la moral. El combate contra el robo de combustible empieza a meter en problemas a los alcaldes en municipios donde este ilícito se ha elevado alcanzando cifras históricas en esta modalidad de saqueo.
En el reciente caso de lo sucedido en Tlahuelilpan, una de las víctimas fatales es nada menos que el sobrino del actual presidente municipal, quien argumentó ayer, en una improvisada conferencia de prensa, desconocer qué hacía su pariente en el sitio en el que cientos de habitantes de la comunidad San Primitivo, con un ánimo festivo, llenaron durante horas bidones y cubetas con gasolina de una toma clandestina.
Una de las preguntas que se hacen millones de mexicanos que observan atónitos las dimensiones del atraco a las arcas de Pemex es cuánto de esos recursos de procedencia ilícita termina, en esa pirámide de la abundancia, financiando campañas políticas amén de los conocidos sobornos a autoridades municipales, estatales, federales y negocios oscuros en ese círculo del lavado de dinero. Los números exactos del hilo de corrupción e impunidad no son del todo públicos, pero lo cierto es que la tragedia en Hidalgo ha desencadenado consecuencias como la respuesta al llamado del presidente López Obrador invitando a denunciar actos o personas relacionadas con el almacenamiento, ordeña y venta ilegal de gasolina. Lo que estará metiendo en serios aprietos a figuras del ámbito político y a sus respectivos partidos.
Y, justo en esta crisis, Acción Nacional navega aguas turbulentas. Golpeado por el fallecimiento del ex senador Moreno Valle, los panistas no alcanzan a recuperarse de varias de sus tragedias: la financiera, la reciente derrota, la división resultado de su canibalismo y el regreso de Margarita Zavala y Felipe Calderón pavimentando la ruta de un nuevo partido político. La pregunta que corre en los pasillos azules es ¿cuál será la señal de Palacio Nacional ante el surgimiento de “México Libre” Por la mirilla El general Trauwitz tramitó una demanda de amparo. Es investigado por presuntos actos de corrupción y presuntos vínculos con el robo de combustible durante su paso por Pemex. El que nada debe, nada teme, a menos que ese chorro de combustible termine salpicando al otrora EMP y algunos despachos

Fuente: Marcela Gómez Zalce, Mèxico