Actualidad

México acusa a Ecuador de intervenir celulares, cortar cables y espiar a personal de la Embajada

La Cancillería de México aseguró que el Gobierno de Daniel Noboa realizó actividades de espionaje, que se incluyen en su demanda en la CIJ.

El asalto de Ecuador a la Embajada de México del 5 de abril sigue causando acusaciones y quejas. Esta vez, la Cancillería mexicana aseguró que, en la demanda ante la Corte Internacional de Justicia (CIJ), se acusó al Gobierno ecuatoriano de violar las señales de celular y el teléfono fijo.

En el documento que México presentó en la CIJ, se lee lo siguiente:

«“México alega que al intervenir y escuchar comunicaciones privadas de la Embajada de México y sus miembros, mediante el despliegue de policías, fuerzas especiales y personal militar fuera de la embajada, al acosar y perturbar constantemente a los miembros de su misión diplomática, la irrupción forzosa y violenta en la Embajada de México por parte de fuerzas especiales ecuatorianas la noche del viernes 5 de abril de 2024, incluyendo los hechos de violencia cometidos en contra del subjefe de Misión y acoso cometido contra uno de los miembros del personal diplomático, y por secuestrar al exvicepresidente Jorge David Glas Espinel, quien se encontraba en la Embajada y se le había sido concedido asilo, Ecuador ha violado los derechos de México bajo las normas consuetudinarias y convencionales del derecho internacional”.

Alejandro Celorio, consultor jurídico de la Cancillería de México, aseguró al diario Excelsior que Ecuador intervino las comunicaciones de la legación mexicana en Quito. “Viola Ecuador la Convención de Viena sobre relaciones diplomáticas al intervenir en nuestras comunicaciones. Viola Ecuador la Convención de Viena sobre relaciones diplomáticas al frustrar y no permitir el trabajo diplomático de nuestra embajada y de nuestro personal”, señaló el funcionario a Excelsior.

Según Celorio narra a Excelsior, Roberto Canseco, jefe de Cancillería de la misión diplomática en Ecuador, notó que un vehículo militar estaba estacionado afuera de la Embajada.

Cuando compartió una fotografía del vehículo a miembros de la embajada, le mencionaron que se trataba de un carro utilizado para intervenir las comunicaciones móviles. Eso no sería todo. Celorio denunció que Eva Martha Balbuena Reyes, jefa de Administración en la Embajada, notó que una vez era seguida por policías mientras conducía su vehículo. Eso la llevó a regresar a la sede diplomática por temor a su vida.

Asimsimo, se difundió que, durante el operativo para detener al exvicepresidente Jorge Glas, Canseco y Balbuena se dieron cuenta de que la señal en sus celulares no funcionaba. Además, el teléfono fijo del guardia de seguridad del la Embajada no estaba funcionando. Según el funcionario de Médico, agentes ecuatorianos arrancaron los cables telefónicos. La Cancillería de Ecuador no ha emitido respuesta a estas acusaciones.

Por:     PRIMICIAS