Economía

Menos pago por horas extras y desahucio, en reforma laboral

La reforma tributaria que trae la Ley Creando Oportunidadesentregada el viernes por el Gobierno con carácter económico urgente a la Asamblea, impacta parcialmente a la clase media y carga más a la personas de altos ingresos.

Entre las medidas, que están en el texto de unas 180 páginas, se plantea que las personas con ingresos superiores a USD 2 000 mensuales paguen más por impuesto a la renta (IR).

Ese monto de ingresos está en el rango superior que el Banco Mundial toma en cuenta para incluir a las personas en la clase media (ingresos de entre unos USD 390 a 2 100 al mes).

El presidente Guillermo Lasso reconoció el viernes que si bien la Ley ajusta los impuestos para quienes ganan más de USD 2 000 al año, el pago de la contribución para ese segmento será de USD 130, y que el mayor peso irá subiendo a medida que suba la escala de ingresos. El Mandatario dijo que él mismo está entre quienes más pagarán impuestos con el nuevo esquema previsto en el proyecto legal.

La propuesta del Gobierno es reducir los beneficios tributarios que reciben las personas naturales y que les permiten pagar menos IR.

La norma propone reemplazar la deducción de gastos personales por el uso de crédito tributario, que es un dinero a favor del contribuyente para el pago del impuesto a la renta.

Ese crédito o ‘bono’ no podrá superar el equivalente a siete veces el valor de la canasta básica familiar; es decir, USD 4 988,69.

Entonces, quienes paguen al año un impuesto superior a esa cifra ya no recibirán ningún beneficio tributario.

Para Fausto Ortiz, la contribución que hará una parte de la población de la clase media con el pago del IR es mínima. Más será un tema de tramitología para la declaración, señaló.

Carlos Calero, director de la firma El Asesor contable, señaló que el uso de crédito tributario va a impulsar la emisión y exigencia de facturas en el momento de las compras, para que estas puedan ser consideradas en la reducción del pago del tributo.

Otra de las cargas impositivas para las clases media alta y alta es el pago de una contribución única por el impuesto al patrimonio, que se aplicará durante 2022 y 2023.

Están obligadas a pagar, las personas que tienen un patrimonio de más de USD 500 000 de forma individual, o de USD 1 millón en adelante, en sociedad conyugal.

Para Calero, en esta propuesta se está impactando a un número mayor de personas, si se compara con la contribución única de 2016 para afrontar los gastos del terremoto. En esa ocasión, el Fisco aplicó el gravamen a patrimonios superiores a USD 1 millón.

En lo laboral, si la propuesta de Ley del Gobierno pasa en la Asamblea, se crearía un régimen paralelo que coexistirá con el actual Código del Trabajo. El nuevo esquema se aplicará para quienes no tienen trabajo.

En ese nuevo marco legal, los trabajadores tendrán una jornada más flexible, recibirán un pago menor por horas extras o desahucio. Este último, por ejemplo, baja del 25 a 15%.

El empleador podrá, además, aplicar una jornada reducida en cualquier momento si sus ingresos llegan a caer en un 25%. Hoy, esa reducción es solo temporal, por la pandemia.

El Gobierno defiende que el nuevo esquema, más flexible, busca generar más empleo, algo que no ha sido posible con el Código actual.

Los empleados bajo la nueva norma tampoco gozarán de jubilación patronal que, según el Ministro de Trabajo, más bien es un incentivo para despedir a los trabajadores cuando cumplen 19 años de labores. Para evitar que los empleadores migren a los contratos más flexibles, Lasso dijo que el proyecto prevé penalizaciones.

Andrés Robalino, presidente de la Cámara de Industrias, Producción y Empleo de Cuenca, señaló que los cambios a una ley caduca, como lo es el Código Laboral, vigente desde 1938, siempre son positivos, ya que dan facilidad de hallar un empleo a casi 6 millones de personas”.

Gremios como el Parlamento Laboral han anunciado su rechazo a la iniciativa, incluso antes de su envío.

El primer reto del proyecto es pasar por el Consejo de Administración Legislativo, en medio de voces que lo califican de inconstitucional por contener más de una materia.

Fuente: EL Comercio