Internacional

En medio de protestas en el aeropuerto JFK, Donald Trump dijo que la prohibición de ingreso a musulmanes “está funcionando muy bien”

Entre el viernes y el sábado, las autoridades detuvieron a refugiados en varias terminales aéreas del país. El presidente, sin embargo, se mostró satisfecho y prometió que la medida será “muy estricta”

El presidente de los Estados Unidos, Donald Trump, habló este sábado sobre su decisión de prohibir el ingreso a ciudadanos de 7 países de mayoría musulmana, y afirmó que la misma está funcionando “muy bien”.

“Está funcionando muy bien. Se ve en los aeropuertos, se ve en todas partes”, aseguró el mandatario. Y añadió: “Vamos a tener una prohibición muy, muy estricta y vamos a tener el análisis extremo que debimos haber tenido en este país desde hace muchos años”.

Las declaraciones llegaron después de que comenzaran las primeras prohibiciones y detenciones, generando a su vez las primeras protestas en el Aeropuerto JFK por parte de quienes la consideran una medida “discriminatoria”.

Entre el viernes por la noche y el sábado a la mañana, las autoridades han detenido a refugiados en varios aeropuertos, y las detenciones han provocado problemas legales.

Por caso, los abogados que representan a dos refugiados iraquíes que han permanecido detenidos en el Aeropuerto Kennedy de Nueva York, presentaron un recurso de habeas corpus este sábado pidiendo la liberación de sus clientes. Ambos cuentan al parecer con peticiones de asilo aprobadas.

En un decreto firmado el viernes, Trump suspendió el ingreso de refugiados por al menos 120 días e impuso estrictos nuevos controles durante tres meses contra los viajeros procedentes de Irán, Iraq, Libia, Somalia, Siria y Yemen. (INFOBAE)