Actualidad

Más de 1.000 personas han sido evacuadas de asentamientos ilegales en Buenos Aires

Los asentamientos ilegales en Buenos Aires, Imbabura, han tenido hasta unas 15 mil personas controladas por más de 400 mineros ilegales que se desplazan entre territorios mientras se realizan operativos de la Policía Nacional por lo que era necesaria una intervención de mayor magnitud, explicó la mañana de este miércoles la ministra de Interior, María Paula Romo, al justificar la necesidad de decretar el estado de excepción. Entre los asentados se encuentran unos 5 mil extranjeros, en los que predominan los de nacionalidad colombiana y venezolana.

La cantidad de personas y otros factores hacían insuficiente el control regular de la Policía en la zona. Ahora, tras el decreto se han alcanzado evacuar más de 1.000 personas, detener unas 17 e incautar 1.400 sacos de material mineralizado, así como se inició con la destrucción de las estructuras que servían para la minería ilegal que no sólo afecta el patrimonio del Estado y el ambiente, sino que además causan daño en las personas que allí habitan. También, se han detenido a policías y funcionarios que colaboraban con el traslado del material.

La minería ilegal en Buenos Aires pasó a ser una amenaza de seguridad equivalente a la del narcotráfico, por lo que se creará una unidad similar a la de antinarcóticos para atacarla. «La delincuencia organizada será enfrentada por el Estado y desde el Gobierno se pide a las personas salir de la zona, pacíficamente, ya que se dará fin a los asentamientos ilegales», sentenció la ministra. (PMB)

 

 

ECUADOR EN VIVO