Opinión

Martes negro

Antonio Aguirre

antonioxaguirre@gmail.com

El último martes 21 de Noviembre de los corrientes, posiblemente haya sido el día más oscuro de los casi seis meses del presente gobierno, que todavía no logra consolidarse en el poder y se encuentra bloqueado por infiltrados reciclados que le siguen causando daño desestabilizándolo, provocando como dice el Mashi en su mente fantasiosa otro golpe blando que en definitiva es producido por ellos mismos. No creo que exista en el planeta otro país que, al mismo tiempo Gobiernan y son oposición.

Acontinuación citaremos algunos hechos ocurridos el martes negro:

-El anunciado, publicitado e inesperado retorno del ex Jefe Supremo de todos los poderes que regresa a poner su casa al día, impartiendo ordenes para terminar de destruir el país, por tratar de no permitirle una futura reelección.

-El informe de la Contraloría destituyendo y multando al todavía Presidente del IESS, que hace pocos días fue respaldado públicamente por el Presidente en los balcones del Palacio de Carondelet.

-Las denuncias de corrupción en contra del Ministro de Inclusión Económica y Social, hechas por los Abogados Bucaram en base a glosas de la Contraloría General del Estado.

-La impunidad en el caso AAMPETRA producida por falta de liderazgo en la Asamblea, por lo que el caso podría pasar de oficio a la Fiscalía General del Estado para las consabidas investigaciones hasta las últimas consecuencias.

El Chapulín Colorado íntimo amigo y compañero de armas e ideologías desde la revolucionaria juventud reapareció en el balcón de la fama para defenderlo, circunstancia que hace suponer que está presto a sacrificarse por la patria posiblemente por algún Ministerio, ojalá no se le ocurra llevar nuevamente como subalterno a Tin Tan Chauvin, el de Angostura. Lo que sorprende es que desde hace un par de semanas no se ha visto al multifacético ex múltiple ministro, podría ser que está preparando la Convención Nacional de su movimiento, que en realidad se encuentra partido.

Las opiniones vertidas en el medio son de responsabilidad del autor.