Ciencia

Maneras de llevar una vida saludable y mejorar la prevención del cáncer

Frutas, hortalizas y verduras, la base de una dieta sana Destaca la importancia de evitar tabaco, alcohol y la exposición excesiva al sol.

ESPAÑA. Se estima que en la Unión Europea se dan cada año 2,66 millones de nuevos casos de cáncer y 1,28 millones de muertes relacionadas. Debido a los efectos del crecimiento de la población y el envejecimiento, la carga del cáncer en Europa se prevé que aumente en los próximos años y décadas.

En suma, cáncer ya no es sinónimo de muerte pero queda mucho por hacer. Entre las recomendaciones que cada uno puede hacer por su salud, está reducir el tabaco, el alcohol y la exposición excesiva al sol, así como los beneficios de mantener un peso corporal saludable y la actividad física. También recomienda la participación en programas de detección para el cáncer de intestino, mama y cuello de útero.

Otras recomendaciones importantes para reducir el riesgo, como la vacunación contra el virus del papiloma humano, la lactancia materna y la limitación en el uso de la terapia de sustitución hormonal. Igualmente recomienda averiguar la exposición potencial a la radiación de radón en el hogar y la adopción de medidas para reducir sus niveles.

Estas son, en resumen, las doce maneras que tenemos de reducir el riesgo de cáncer: No fume. No consuma ningún tipo de tabaco. Haga que su hogar sea libre de humo. Apoye las políticas libres de humo en su lugar de trabajo. Tome medidas para tener un peso corporal saludable. Realice alguna actividad física en la vida cotidiana. Limite el tiempo que pasa sentado. Mantenga una dieta saludable: Coma muchos cereales integrales, legumbres, verduras y frutas. Limite los alimentos altos en calorías (ricos en azúcar o grasa) y las bebidas azucaradas. Evite la carne procesada: limite la carne roja y los alimentos con alto contenido de sal.Si usted bebe alcohol de cualquier tipo, limite su consumo.

No consumirlo es mejor para la prevención del cáncer. Evite el exceso de sol, especialmente en niños. Use protección solar. No tome rayos UVA. En el lugar de trabajo, protéjase frente a sustancias que causen cáncer siguiendo las instrucciones de salud y seguridad. Averigüe si está expuesto a la radiación de niveles naturalmente altos de radón en su hogar. Tome medidas para reducirlo si estos fueran altos.

Asegúrese de que sus hijos participen en los programas de vacunación para: Hepatitis B (recién nacidos) Virus del papiloma humano o VPH (para las niñas). Forme parte en los programas de cribado del cáncer organizados para: Cáncer de intestino (hombres y mujeres) Cáncer de mama (mujeres) Cáncer de cuello de útero (mujeres). (Internet/ La Nación).