Actualidad

Los tiempos electorales corren entre camisetazos y olvidos

Los candidatos y precandidatos a la Alcaldía de Quito maniobran en medio de partidos políticos heridos. El olvido de los votantes es su ventaja

Siempre dicen, los analistas más experimentados, que el país tiene memoria corta. Y esa sentencia es la justificación para afirmar que los aspirantes a políticos hacen de todo en época electoral y los votantes poco.

Así, aprovechando la supuesta mala memoria de los ecuatorianos, los partidos políticos y sus candidatos se prestan la época electoral para concretar alianzas o escoger candidatos que golpean en la gruesa piel de los votantes. Al menos, así lo consideran esos especialistas.

En Quito se vive una época de olvidos. Los líderes han provocado que, en estos días cuando se enciende más la temporada electoral, precisamente, por las definiciones de alianzas y candidatos, se junten el agua y el aceite.

Y lo que pudiera ser un síntoma de madurez política en realidad evidencia la falta de política. No importan las creencias, no importan las filosofías de las tiendas políticas y sus afiliados. Es irrelevante si cuestionan el autoritarismo, la corrupción, o a la empresa privada, o la libertad de expresión, si son católicos o laicos. No importa.

Si eso no es importante en los partidos, menos lo es para los candidatos. No hay problema si mudan de piel para tener una casa que les permita participar en la próxima contienda electoral. Las concepciones políticas, ideológicas, incluyentes y no discriminatorias, que pide el Código de la Democracia, quedan para el papel.

Lo que prevalece es el ánimo, el buen ánimo dicen, de servir a la capital y mejorar las condiciones de vida de los quiteños. Así, de grandilocuente y oscuro.

El casting político

No hay debate ideológico. El atractivo del candidato, muchas veces empujado por unos cuantos miles de seguidores en redes sociales, es la garantía de carisma. Mejor si su perfil está cargado de mensajes que puedan hipnotizar al electorado. La política quiteña es ya un casting de redes sociales para elegir un candidato. Y hay ejemplos.

Así, tenemos a Pedro Freile cuya candidatura será por el Partido Socialista Ecuatoriano (PSE). No obstante, Freile es uno de los firmantes de la Carta de Madrid, impulsada por la Fundación Disenso. Los adherentes hacen un compromiso para impedir el avance del comunismo, de las órdenes cubanas, las del Grupo de Puebla (que celebra su tercer aniversario) o del Foro de Sao Paulo, en todas sus versiones.

El PSE apoyó abiertamente a la Conaie, que guarda en su filosofía el indo-comunismo, el paro nacional y está en contra del Gobierno de Guillermo Lasso. Cortocircuito.

Andrés Páez, quien ha pasado por la Izquierda Democrática, CREO, cercano a Concertación, ahora se alista para ser candidato por el Partido Sociedad Patriótica (PSP), de Lucio Gutiérrez. El coronel retirado ha dicho que esta época hay que darles un rotundo no a los políticos. El expresidente defenestrado por la población quiteña en 2005 no ha dado la bienvenida a Paéz (aunque ha retuiteado varios mensajes que lo confirman), pero sí lo hizo con Nicolás Lapentti, exPSC. Ambos precandidatos políticos de cepa.

Jorge Yunda, el exalcalde, médico y comediante, va por Pachakutik, junto con Guillermo Churuchumbi. El partido del movimiento indígena no ha confirmado esa candidatura, sin embargo, Yunda ya ofrece entrevistas radiales como candidato de esa tienda política. Mientras la Justicia electoral no resuelva su inhabilitación por no acatar la remoción del cargo en 2021, su candidatura está viva. Churuchumbi apoyó al paro nacional de junio con el que bloquearon y destruyeron parte de Quito. Yunda dice que será candidato por pedido del ‘pueblo’.

Hay otros candidatos que pudieran aparecer en la papeleta: Natasha Rojas (Unidad Popular), Pabel Muñoz (correísmo), Patricio Alarcón (PSC), Luz Elena Coloma (CREO), Jessica Jaramillo (Todos), María José Carrión (Amigo).

El intento de crear una coalición política para resolver las necesidades que tiene Quito, impulsado por la Corporación Participación Ciudadana, evidentemente, no tuvo resultados favorables. Al menos, no hasta el momento.

El viernes 5 de agosto es el día final para las elecciones primarias, donde se escogen candidatos. En los partidos y movimientos hay alboroto por las definiciones, alejadas de los planes.

Un político decía, para justificar la unión del agua y el aceite, que hay que dejar que el agua corra y apartarse de los olfatos refinados… Y eso se está cumpliendo con la venia, y memoria corta, de los quiteños. (JC)

21 partidos y movimientos habilitados para las elecciones en Quito

Centro Democrático Nacional                       1

Unidad Popular                                              2

Partido Sociedad Patriótica                           3

Pueblo Igualdad Democracia                        4

Revolución Ciudadana                                   5

Partido Social Cristiano                                 6

Avanza                                                           8

Izquierda Democrática                                  12

Amigo, Acción Movilizadora                          16

Partido Socialista Ecuatoriano                       17

Pachakutik                                                     18

Democracia Sí                                                20

CREO                                                              21

Suma                                                              23

Construye                                                       25

Renovación Total, Reto                                 33

Mover                                                            35

Ahora                                                             65

Todos                                                             70

Acción Democrática Ecuatoriana                  71

Movimiento Incluyente, MIOS                      113

 

 

 

Diario La Hora