Opinión

Los resultados de los «Panamá Papers»

Antonio Aguirre M.

antonioxaguirre@gmail.com

Excelente decisión de nuestras autoridades de exigir el destape de los nombres de persona e instituciones nombradas en este entuerto mundial.

La constitución o participación  de ciudadanos ecuatorianos en empresas «off shore», no es delito tipificado en los códigos, además, no es prohibido por la legislación ecuatoriana.

Es probable que la mayoría las utilicen, para proteger su activos de la voracidad de los gobiernos Revolucionarios – Comunistas y Socialistas del Siglo XXI o de ideologías similares, que se comenzaron a proliferar por el mundo y gracias a Dios están terminando.

No es delito utilizarlas como lo ha demostrado el Sr. Fiscal General del Estado en su propio caso, como tampoco es de las demás instituciones o personas que han hecho buen uso de ellas.

Si es delito utilizarlas para evadir impuestos, en este caso también tienen grave responsabilidad  las autoridades tributarias y financieras que lo permitieron, o se hicieron de la vista gorda, y recién se preocupan de investigar la licitud de los fondos transferidos por compras no existentes  o exportaciones sub-declaradas y/o sub-facturadas.

Más grave es el delito de la utilización de las «off shore» por parte de todo tipo de funcionarios públicos o parientes cercanos de estos y de anteriores gobiernos, aquí y en otras partes del mundo, escondiendo sus jugosas comisiones, ocultándolas mediante este sistema. La olla de grillos ha sido destapada y se deberá conocer la verdad completa sin proteger a nadie por bien y la salud de la Republica.

Por lo pronto la voz cantante del gobierno en la asamblea el H. Fausto Cayambe hombre erudito, conocedor de gran variedad de temas ya lanzó a los cuatro vientos los nombres de dos altísimos ex funcionarios recientemente renunciados como responsables de lo que podríamos bautizar como: Cayapas-Papers,  Cayapas-Gate o Cayapas-Conection.

Por el bien de la nación  y de la democracia ya es indispensable un baño total de verdad.

Con el cordial aprecio y respeto al autor de dos frases célebres, el caballero Dr. Vladimiro Álvarez Grau las citó así en mayúsculas: ¡AHÍ TE QUIERO VER! y ¿ADONDE ESTÁ LA PLATA?

Las opiniones vertidas en el medio son de responsabilidad del autor.