Economía

Los precios suben y bajan en los mercados de Ecuador

El transporte, los alimentos, bebidas no alcohólicas, muebles y artículos del hogar se encarecieron al cerrar el semestre en Ecuador.

QUITO. En junio pasado, la inflación se colocó en 0,41%. Pero uno de los rubros que contribuyeron en el mayor incremento del índice general de precios, al cerrar el primer semestre del año, fue el transporte, los alimentos, bebidas no alcohólicas, muebles y artículos del hogar.

Las cooperativas de transporte interprovincial en abril pasado incrementaron sus tarifas en un 25%. El porcentaje fue aceptado por la Agencia Nacional de Tránsito (ANT) en 2012, pero este fue reflejado el pasado abril en todo el país.

Este incremento también se visibiliza en las cooperativas de taxis, el cual se establece por los precios que contienen “los neumáticos, repuestos y mantenimiento”, según Carlos Aponte, taxista en Guayaquil. En Quito, el precio de la carrera mínima de taxi, pasó de $ 1 a $ 1,45. Y en ciudades como Ambato, el pasaje de transporte público aumentó de $ 0,25 a $ 0,30.

Por otra parte, en los alimentos y bebidas no alcohólicas, constituye al 32,03% de los productos de la canasta del Índice de Precios al Consumidor (IPC), el cual también experimenta una subida desde abril pasado.

Blanca Parra, comerciante en Ambato, mencionó que algunas hortalizas han incrementado el precio de forma gradual y en seis meses pasó de $30 a $54 el quintal. Explicó que la causa es que en Perú, de donde viene la mayor cantidad del producto, hay problemas de comercialización. Al comprador final la libra le cuesta 0,70 centavos, señaló.

En Guayaquil, el rubro de alimentos mostró un incremento variado, algunos sobre el 10%. En el caso del arroz, su precio se incrementó un 10,2%, mientras que el pan fue un 8,2%. Y en Quito, el quintal de arroz (100 libras) se vendió en $ 52 y a principio de año estaba por debajo de los $ 50.

Aquello no solo ocurrió con las hortalizas y vegetales, sino también la comida chatarra, como la botella de gaseosa retornable de 2 litros, en enero de este año, costaba $ 1, ahora cuesta $ 1,10; mientras que las galletas de 294 gramos costaban $ 1,90 hoy están a $2,25, aseguró el propietario del comercial Variedades J.S., también en Quito.

El licor y cigarrillos, tampoco se queda atrás, puesto que también hay un incremento: la caja de 20 cigarrillos subió $ 0,40 en estos meses y la cerveza $ 1 más por jaba.

La variación mensual del IPC del grupo de Alimentos y Bebidas no Alcohólicas, en junio pasado, fue de 0,42%, el mes anterior este valor se ubicó en 0,23%. Este tipo de variaciones se da porque los grupo de alimentos son muy sensibles a fenómenos climáticos, producción estacional, entre otros factores externos, ocasionando perturbaciones en el IPC general.

Los artículos personales y del hogar también muestran una notable variación, como cremas y champú. «Yo utilizo un champú para evitar la caída del cabello, en enero costaba $ 12, ahora cuesta $ 15», dijo Noemí Naranjo.

Las ciudades de la Sierra (0,43%) muestran valores superiores que los de la Costa (0,38%), en junio. Aunque, de estas dos regiones, Guayaquil en junio fue la segunda ciudad más inflación, después de Ambato y Quito.

Para fijar el Índice de Precios al Consumidor (IPC), el Instituto Nacional de Estadística y Censos (INEC) toma en cuenta 359 productos para fijar los precios para el comprador. De esta cantidad de productos, el 77,72% corresponde a bienes y 22,28% a servicios. (VCV/La Nación)