Deportes

Los ecuatorianos Jefferson Orejuela y Júnior Sornoza levantaron el primer título con Fluminense

Tras empatar 3-3 en el tiempo reglamentario, el elenco tricolor se impuso por 4-2 en la tanda de penaltis y alzó el trofeo del Copa Guanabara en el Estadio Nilton Santos

La final de Copa Guanabara -torneo del estado de Río de Janeiro- entre Fluminense y Flamengo tuvo todos los condimentos para que el clásico sea memorable. En el estadio Nilton Santos, tras un partido electrizante que acabó 3-3 en el tiempo reglamentario, el equipo tricolor se impuso en los penales y se consagró campeón del Toneo Carioca.

La figura en la victoria del Fluminense fue el volante ofensivo Wellington Silva, quien había dejado el club a los 16 años para fichar por el Arsenal de Inglaterra, y que ahora ha vuelto a los 24, más maduro que nunca.

Silva anotó el primer gol a los cinco minutos de partido. Luego llegaron las anotaciones de Willian Arão (‘8) y Éverton (’24), que le dieron la remontada momentánea al Flamengo. Pero el equipo tricolor recuperó la ventaja antes del descanso tras los goles de Henrique Dourado (’33) y Lucas (’40).

Cuando parecía que se llevarían la victoria, apareció el delantero peruano Paolo Guerrero para marcar un espectacular tiro libre en el minuto 85. Su tanto forzó la definición por penales.

En los penales, Réver y Vaz fallaron para el Flamengo y el Fluminense consiguió la Copa Guanabara por décima vez en su historia y se clasificó directamente a las semifinales del Campeonato Carioca. (INFOBAE)