Realidades

Los Beckham paralizan Disneyland

Después de las buenas calificaciones de sus hijos, han tirado la casa por la ventana. Allí se encontraron con el famoso chef Gordon Ramsay, su mujer Tana y sus hijos.

CALIFORNIA. Nada de lujosos yates, ni islas paradisíacas, ni resorts de lujo. La familia Beckham ha elegido a conciencia sus actividades para las vacaciones. Aunque el verano esté llegando a su fin, David y Victoria siguen disfrutando de unos días de asueto en California. Después de las buenas calificaciones de sus hijos en el colegio, los Beckham han tirado la casa por la ventana dedicando las vacaciones a sus hijos.

La diseñadora y el jugador han llevado a sus hijos al parque Disneyland de Anhaeim, donde se encontraron con el famoso chef Gordon Ramsay, su mujer Tana y sus hijos. Aunque acudieron vestidos con ropa muy informal fue casi imposible para ellos pasar desapercibidos y llamaron la atención del resto de visitantes y curiosos que se los cruzaban por el camino.

La que más disfrutó fue sin duda la pequeña Harper, de cuatro años, a la que llevaban en un carrito de bebé para que no se cansara. Incluso le compraron una muñeca de la que no se deshizo durante ningún momento de la visita. Junto a ella, también lucieron palmito sus hermanos Brooklyn, de 16 años (que se acaba de graduar en educación secundaria), Romeo, de 12, y Cruz, de 10 años, que también fue otro de los niños que más disfrutó el día.

Aunque la visita fue pensada principalmente para los más pequeños, pocas horas después de terminar la divertida jornada, el mismísimo David Beckham publicaba una fotografía en la que posaba orgulloso con las protagonistas de la película Frozen. Sin duda, una demostración de que el jugador sigue teniendo alma de niño. (Internet/La Nación)