Economía

Listo informe de acuerdo comercial entre Ecuador e Irán

La propuesta establece facilidades consulares, cooperación de cámaras de comercio e intercambio de delegaciones, tránsito de productos básicos, entre otros.

QUITO. La Comisión de Relaciones Internacionales con siete votos afirmativos aprobó el informe del Acuerdo Comercial entre Ecuador y la República Islámica de Irán, considerando que existe interés recíproco de las Partes para  reforzar y desarrollar los vínculos comerciales, mejorando el nivel de cooperación, sobre la base de los principios de solidaridad, igualdad, equidad, no discriminación y beneficio mutuo.

En el informe preparado por la comisión se señala que el acuerdo guarda conformidad con los mandatos constitucionales al fortalecer los vínculos comerciales y promover la inversión extranjera, con criterios de diversificación productiva. Desde una perspectiva geoeconómica, Irán abrirá las puertas a Ecuador hacia la región de Asia Central, aportando en la transformación de la matriz productiva planteada en el Plan de Desarrollo Nacional, se especifica.

El organismo legislativo sugiere a la autoridad rectora de comercio exterior que inicie e implemente la Comisión Comercial Conjunta para revisar los avances y la eliminación de barreras en la implementación del presente acuerdo y así garantizar un mecanismo efectivo de las disposiciones del acuerdo comercial.

Este instrumento internacional fue suscrito en la ciudad de Quito, el 21 de abril de 2011. Tiene por objetivo desarrollar el intercambio comercial entre las Partes Contratantes en el marco de las leyes de cada una de ellas y de la legislación internacional pertinente.

A través de este documento se establece que las Partes Contratantes intercambiarán información sobre aranceles, medidas fitosanitarias y zoosanitarias, normas y reglamento técnicos, así como información estadística sobre importaciones y exportaciones, con el fin de promover el conocimiento recíproco de sus mercados y el desarrollo, expansión y diversificación del flujos comerciales bilaterales.

Además,  promoverán la gestión de alianzas estratégicas; prestación de asistencia mutua para el desarrollo tecnológico y el mejoramiento de la productividad e intercambio de mejores prácticas sobre cumplimiento de normas técnicas y medidas sanitarias y fitosanitarias.

La cooperación será implementada por medio de asistencia técnica, estudios, capacitación, intercambio de información y experticia, proyectos de investigación, desarrollo de infraestructura, uso de nuevos mecanismos financieros o cualquier otro medio acordado por las Partes contratantes en el contexto de cooperación, los objetivos buscados y los medios disponibles.

Prevé que las Partes Contratantes desarrollarán iniciativas conjuntas para fortalecer sus capacidades nacionales para la promoción del comercio justo, especialmente para garantizar la sostenibilidad de las capacidades comerciales de pequeños  y medianos productores en los sectores  agrícolas y de artesanías y para promover el desarrollo y/o la adquisición de métodos de producción sostenible.  Los productos básicos/bienes intercambiados en virtud del presente acuerdo entre las Partes Contratantes puede ser reexportados a terceros países de conformidad con la legislación década una de las partes.

Con el fin de desarrollar relaciones comerciales recíprocas entre los dos países convienen en reducir o eliminar las barreras no arancelarias. Los pagos de transacciones comerciales entre las partes deberán hacerse en divisas libremente convertibles y de conformidad con las reglas y prácticas bancarias internacionales, a menos que los bancos centrales de  las partes acuerden algo contrario, de conformidad con sus leyes y regulaciones pertinentes. (COMEX)