Actualidad

Lasso: No le gusta la idea del paro nacional, pero respaldará protestas

La resolución de la Asamblea Nacional de condenar las marchas ecuatorianas es una muestra más de prepotencia, según el dirigente.

GUAYAQUIL. El diálogo con el Gobierno no puede ser sincero si ellos definen quién es dueño de la verdad y califican quién es de buena fe y de mala fe, resaltó durante una entrevista radial el líder del movimiento CREO, Guillermo Lasso.

A su vez, Lasso agregó que tampoco se puede dialogar si desde el oficialismo pretenden restringir el derecho de los ciudadanos a protestar pacíficamente en las calles. Aunque advirtió que en lo personal no le gusta la idea del paro nacional anunciado por los movimientos sociales, pero que sí respaldará las protestas.

“No dan más camino que apoyar todas esas expresiones populares de una familia ecuatoriana que ya no soporta el modelo correísta, el abuso contra la familia y la conspiración de Correa contra la democracia ecuatoriana”, dijo Lasso

Según el dirigente político, que por las actitudes prepotentes del gobierno y del presidente, que no acepta rectificar, no “queda más que apoyar todas las acciones de protestas de los movimientos sociales, todas”, dijo en una entrevista en Contacto Directo.

El Frente Unitario de Trabajadores (FUT) junto a otras organizaciones sindicales, indígenas y movimientos sociales tienen previsto movilizarse en un paro nacional para el 13 de agosto.

En otro tema, Guillermo no quiso profundizar sobre la designación de su hermano Xavier Lasso, por parte del Presidente de la República, a la Cancillería, en reemplazo de Ricardo Patiño, resaltó que “es evidente el camino que optó Xavier es muy distinto y opuesto al mío, eso es claro y evidente”. Sin embargo, Lasso deseó a su hermano, éxito en su gestión.

Lasso, cuestionó que Correa no acepte el debate público al que lo ha invitado, y el que durante nueve años el régimen se haya negado a dialogar con la oposición. Señaló que el jefe de Estado “lo que quiere hacer es conspirar contra la democracia, pretende humillar a la oposición, arrinconar a la oposición”.

“El presidente de la República no quiere debatir conmigo, y no quiere debatir porque tiene miedo a pasar vergüenza cuando yo le diga frente a todos los ecuatorianos cómo así desperdicia $ 1.200 millones de recursos del pueblo ecuatoriano en mover tierra, en lo que él llama la Refinería del Aromo, donde no hay absolutamente nada”, dijo Lasso (DO/La Nación)