Actualidad

La oposición tiene los ojos puestos en la Fiscalía

La situación en la Asamblea Nacional podría abrir el camino a un juicio político contra la Fiscal Diana Salazar, cuyas investigaciones incomodan al correísmo.

Las alertas de asambleístas como Salvador Quishpe de Pachakutik y Guido Chiriboga de CREO sobre que el correísmo quiere tomarse las instituciones del Estado, a través de la Asamblea Nacional, se hicieron más evidentes con un ataque directo a la fiscal general del Estado, Diana Salazar.

Se ha hablado públicamente del interés de la oposición de captar el Consejo de Participación Ciudadana y Control Social (CPCCS) y, por medio de este organismo, la Contraloría. Pero lo ocurrido en la Comisión de Participación de la Asamblea deja ver que el correísmo también tiene a la Fiscalía en la mira.

El primer indicio se dio el  6 de mayo, cuando la asambleísta Mónica Palacios de UNES, escribió en sus redes sociales que insistirá en el juicio político a la Fiscal General, acusándola de intromisión en la función Legislativa. “Le va a costar el puesto”, escribió en Twitter.

Tres días después, Salazar fue llamada a comparecer en la Comisión de Participación Ciudadana y Control Social de la Asamblea Nacional por la indagación previa en contra de 93 asambleístas que resolvieron conformar la comisión que evaluará la gestión de la presidenta de la Asamblea, Guadalupe Llori. El convocante fue el asambleísta correísta Ronny Aleaga.

La oposición conformada por PSC, UNES, Pachakutik, algunos independientes y disidentes de la ID y de PK quieren, por sobre todas las cosas, su destitución.

En entrevista con LA HORA, Llori dijo que, si ella se va, regresa el correísmo. Para el abogado Pablo Salazar esta idea puede tener algo de cierto.

En su comparecencia, Salazar explicó que es su deber recibir todas las denuncias de todos los ciudadanos y que “al tener constancia de un delito, la consecuencia inevitable es el inicio de una indagación previa”. Esto al señalar por qué se les notificó a 93 legisladores de estar dentro de un proceso de investigación al ser denunciados por Llori por no respetar una medida cautelar que prohibía conformar la comisión multipartidista.

A pesar de esos argumentos, Palacios acusó a la Fiscal de una “injerencia en la Asamblea Nacional”.

‘Buscan impunidad’

Para el abogado y politólogo Arturo Moscoso, el objetivo del correísmo es conseguir que se olviden o se borren todos los delitos que pesan contra los exfuncionarios que trabajaron durante los 14 años del correísmo.

Moscoso considera que la Fiscal cumplió con su obligación de iniciar una indagación por una denuncia y que llamarla con tanta prontitud a dar explicaciones es una muestra de que “la oposición se va a agarrar de cualquier cosa para tratar de llegar destituir a Salazar”.

La Fiscal fue protagonista de la investigación de los casos Sobornos 2012-2018, Odebrecht y Singue, que desembocó en la acusación de delitos de corrupción a varios exfuncionarios, incluidos el  expresidente, Rafael Correa, y su vicepresidente, Jorge Glas.

Fue la Fiscal quien pidió prisión para los involucrados. También, en sus redes sociales, expresó su decepción, por la salida de Glas de la cárcel por un habeas corpus emitido por un juez de Manglaralto.

Moscoso advierte que con la destitución de Llori, el correísmo, que lidera la nueva mayoría, lograría controlar la Presidencia del Legislativo y el juicio político que propone la bancada de UNES contra Salazar se lograría fácilmente.

El Cpccs y la Contraloría también son objetivos prioritarios para la oposición, según la abogada y analista política, Gabriela Alvear. “La gente dice que por qué seguimos hablando de correísmo y la situación es simple: el correísmo no se ha ido, solo se ha juntado con otros grupos para seguir en la línea del caudillismo y la corrupción”, insiste la directora de la organización civil Diálogo Diverso. Además, advierte que el correísmo hace uso de “prácticas mafiosas”, para tomarse instituciones como la Fiscalía.

Para Alvear la única solución es que la ciudadanía trabaje unida, desde las organizaciones sociales, para hacerle frente a lo que ella llama un retroceso en la democracia y la libertad de expresión. Considera que este nuevo año de Gobierno, el presidente Guillermo Lasso debe sintonizar con quienes le dieron el voto con la esperanza de desterrar el populismo. (GVL)

Nathalie Arias, asambleísta de Creo

‘Que se cuente con los votos no le da legalidad a ninguna acción política’

¿Y el oficialismo?

En diálogo con LA HORA, la asambleísta Nathalie Arias, dijo que cree que el llamado de UNES a comparecer a la Fiscal no es un hecho aislado y aseguró que el trasfondo es el objetivo de “asaltar las instituciones”.

P:  ¿Cuál es la posición del oficialismo en este avance de la nueva mayoría correísta?

R: Nuestro enfoque en este momento es la reactivación económica y la recuperación de la institucionalidad, y no permitir que lo hecho hasta este momento se deshaga.

P: ¿Con qué herramientas?

R: El diálogo. Incluso que presenciando ese tipo de comportamientos que dejan mucho que desear, ha habido ya un primer diálogo convocado por el Ministerio de Gobierno. Pero el consenso no va a pasar por la destitución de la Presidenta Guadalupe Llori.

P: Si no se lograran acuerdos, ¿el oficialismo tiene otra estrategia?

R: Hay estrategias al interior, que prefiero reservarlas. Hay que ir cómo van avanzando las cosas.

 

 

 

Diario La Hora