Actualidad

La Liquidación de Seguros Sucre puede tomar al menos dos años y medio más

Luego de un año de iniciado el proceso de liquidación, recién se comenzaron a pagar los valores pendientes a los acreedores de seguros de vida.

La liquidación de Seguros Sucre que Guillermo Lasso decretó a menos de un mes de llegar al poder (el 15 de junio de 2021) sigue atorada entre la tramitología y las engorrosas leyes ecuatorianas. Es por eso que el proceso realmente iniciará el 24 de noviembre de 2021.

Esto lo confirmó el superintendente de Compañías y Seguros, Marcos López, quien anunció que recién se comenzó a pagar a los acreedores de la institución.

El desembolso inicial será de $18’600.000. Esos valores están disponibles en su totalidad para cubrir las indemnizaciones de los siniestros correspondientes a pólizas de seguros de vida, desgravamen, enfermedades catastróficas e incapacidad total.

“En las cuentas bancarias de la institución en liquidación existen todos los recursos para estos pagos. Los beneficiarios son 747 familias. Esto es un paso fundamental en el proceso de liquidación de Seguros Sucre”, dijo López.

El funcionario reconoció que un proceso de liquidación en el país puede demorar de 10 a 15 años; y que incluso en la ley se impide disolver totalmente una empresa antes de los siete años.

“Todos los trámites de liquidación son complejos, pero espero que podamos cerrar este capítulo con Seguros Sucre hasta el final de mis funciones en mayo de 2024”, puntualizó.

Dinero en las cuentas

El superintendente de Compañías explicó que actualmente Seguros Sucre tiene alrededor de $35 millones en efectivo en sus cuentas bancarias para pagar a sus acreedores.

Eso significa que, descontando los $18’600.000, quedarán disponibles $16’400.000 para continuar con el segundo grupo de acreedores, es decir, con los beneficiarios de siniestros de seguros generales.

Antes de que iniciara el proceso de liquidación, en el último balance subido a la página web de Seguros Sucre, se detallaba que la empresa tenía pasivos por más de $280 millones con corte a octubre de 2021.

Pero, al ser consultado si se sabía exactamente cuánto se tenía que pagar y a quién, López dijo que eso se verá sobre la marcha. “Hay varias cuentas por cruzar, entre primas que nos adeudan los beneficiarios e indemnizaciones que hay que pagar. Una de las cosas más riesgosas que uno puede hacer es dar una cifra a los medios de comunicación porque mañana me van a colgar por ese monto”, afirmó.

Uno de los problemas centrales es que en una empresa en liquidación normalmente los activos disminuyen de valor y los pasivos aumentan.

En otras palabras, las cuentas por cobrar se vuelven más duras de recuperar y la gente no paga. Por eso, se debe pasar por el tortuoso proceso de acudir a la coactiva e incluso llegar hasta la vía judicial.

“Como Superintendencia, lo que podemos garantizar es que va a haber un proceso transparente y apegado a la ley. Utilizaremos hasta el último centavo que podamos obtener de nuestros activos para pagar los pasivos. Pero nadie puede garantizar que se pagará a todos los acreedores”, recalcó López.

Depuración de balances

Patricia Iglesias, liquidadora de Seguros Sucre desde el 15 de septiembre de 2022, puntualizó que todas las deudas se irán pagando de acuerdo con lo que dice la ley y con los recursos disponibles.

La disponibilidad de recursos dependerá, por ejemplo, de lo que se pueda recuperar de las reaseguradoras internacionales, donde “tenemos valores importantes que cobrar”, aseguró Iglesias sin precisar una cifra.

Asimismo, la liquidadora de Seguros Sucre recordó que la institución llegó a manejar varias líneas de negocio, por lo que cada una debe ser valorada y analizada para saber cuántos acreedores se tiene y el monto total que se debe pagar.

“Tenemos que limpiar los balances. Existen cuentas que no están determinadas. Estamos en un trabajo de depurar las cuentas por cobrar y por pagar”, aseveró.

En su momento, Seguros Sucre llegó a tener el monopolio de los contratos de aseguramiento en el sector público.

Una gran cantidad de contratos se firmaron a dedo y hasta con sobornos de por medio. Muchos de ellos estuvieron vinculados con Petroecuador, pero las sentencias y las investigaciones judiciales, como ocurre en muchos otros casos, han llegado desde otros países como Estados Unidos e Inglaterra; pero no en Ecuador.

Esos malos manejos, según Ricardo Luque, abogado corporativo, enturbiaron los balances de la empresa, y también generaron pérdidas para el Estado de casi $500 millones hasta 2019.

“Los liquidadores deben aclarar todas las cifras y la real situación de la empresa para cobrar y pagar todo lo posible; pero las investigaciones judiciales en el país quedan pendientes”, dijo. (JS)

Primeros pagos a acreedores tomarán 10 días

Marcos López, superintendente de Compañías y Seguros, explicó que, antes de concretar los pagos desde el 23 de noviembre de 2022, se tuvieron que hacer varios cambios normativos.

Se cambió, por ejemplo, el límite de cobertura establecida para la indemnización máxima en una aseguradora en liquidación. Se pasó de una cobertura máxima de $65.000 a una de $250.000.

“Aumentó en más del 400% sin que esto perjudique al seguro en liquidación, sino que beneficie a los acreedores. Es la primera vez que se liquida una compañía de seguros en el país”, puntualizó.

En una primera etapa, con el dinero disponible en las cuentas de Seguro Sucre se pagará la mayor parte del monto de las indemnizaciones pendientes de las pólizas de vida, desgravamen, enfermedades catastróficas e incapacidad total.

Así, por ejemplo, si la cobertura en caso de muerte del asegurado fue de $50.000, la Corporación del Seguro de Depósitos, Fondo de Liquidez y Fondo de Seguros Privados (Cosede) cubrirá hasta $1.500 y la diferencia ($48.500) se pagará con los fondos de Seguros Sucre conseguidos a través del proceso de liquidación.

Los 747 beneficiarios ya están identificados y validados. Desde el 23 de noviembre comenzaron los desembolsos en las oficinas de Seguros Sucre y se espera cubrir todo en diez días hábiles.

El pago de la Cosede, por su parte, se realizará entre la segunda y tercera semana del mes de diciembre de 2021.

Raquel Salazar, gerente general del Cosede, explicó que se determinarán las instituciones financieras en las que se podrá cobrar.

“Solo se necesitará presentar la cédula original y una copia. El proceso es gratuito. Contamos con la liquidez para hacer el pago en efectivo. No se requieren tramitadores”, concluyó.


“Cuando asumí el cargo, en mayo de 2022, teníamos dos retos. Por un lado, comenzar a recuperar el dinero del Isspol. Y, por otro lado, avanzar en la liquidación de Seguros Sucre. Estamos avanzando en esos dos objetivos”, Marcos López, superintendente de Compañías y Seguros.

 

 

Diario La Hora