Ciencia

¿La infidelidad aumenta en Navidad?

Un estudio realizado por Clover, la aplicación para Smartphone que combina la simplicidad de Tinder con la eficacia de páginas como Match.com, asegura que somos más infieles a nuestras parejas durante estas fiestas.

ESTADOS UNIDOS. La razón parece estar en que la Navidad, además de reuniones familiares y paquetes preciosos, suele venir acompañada de unas cortas vacaciones.

Y, en vacaciones, se engaña más. Esto no significa tampoco que nos volvamos paranoicas.

Clover ha realizado un estudio con datos de más de 150.000 usuarios para demostrar que las entradas a su aplicación de personas con pareja se incrementan cerca de un 300% durante estas fiestas. Y que además, no tienen problema en admitir que sí, que ya tienen pareja.

Los datos reflejan además que las mujeres lo hacen en un 33% más de las ocasiones y que son los usuarios que ganan menos de $60.000 al año, los que están más dispuestos a cometer una infidelidad.

En concreto, un 79% de los encuestados considera que durante la Navidad aumenta el número de infidelidades y el 73% reconoce haber flirteado con otras personas en estas fechas. En la mayoría de los casos se ‘tontea’ con compañeros de trabajo (64%), aunque también con amigos o incluso en el entorno familiar (cuñados, parejas de familiares, etc.).

El 79% de los encuestados considera que durante la Navidad aumentan las infidelidades, y el 73% reconoce haber flirteado con otras personas

Sin embargo, a la hora de la verdad pocos se atreven a ir hasta el final en los flirteos navideños: un 20% se conforma con besos, el 13% llega al contacto físico íntimo y el 9% acaba iniciando una relación. Lo que suele frenarles, según cuentan los usuarios de esta web, es lo complicado que puede ser empezar una aventura con alguien del trabajo.

Aunque las Navidades son fechas llenas de compromisos familiares, las personas que tienen una relación fuera de su pareja hacen todo lo posible por disfrutar también de esta época junto con su segundo amor. El 75% celebra la Navidad de alguna forma con su amante, ya sea con una comida (12%), una cena (28%) o viéndose en un hotel o similar (36%).

Como dato significativo, ellas son más detallistas porque suelen comprar más regalos a sus amantes, mientras que los hombres hacen menos regalos a sus segundos amores, pero en cambio invierten cantidades algo mayores. (Internet/ La Nación)