Opinión

 ¡LA DANZA DE LOS TARTUFOS…!

Por: Mario Ponce Lavalle – Quito

Moliére, el gran dramaturgo francés del siglo XVII se caracterizó por aportar a la literatura francesa, “…la manera de luchar contra las hipocresías de su época a través de la ironía…”

Dicho en otras palabras, Moliére encontró la manera de INSULTAR CON ELEGANCIA A LOS MISERABLES de su época, mediante el acertado uso de su idioma vernáculo: el bello Francés…

Una de sus grandes obras, fue Tartufo; donde el genio, “…critica a los hombres -incluyendo a una que otra pelandrusca política- por hipócritas y falsos, que haciendo gala de mojigatería santurrona…” practican el arribismo, intentando creerse alguien… cuando su realidad es, la que solamente es: no son ni serán nada, nunca, aún cuando se embolsiquen jugosos emolumentos, provenientes de ONG’s comunistas y animalistas, provenientes del viejo mundo; que son quienes pagan y  aúpan estas acciones…

No de otra forma, podemos explicarnos, la actuación en la PEOR ESCORIA que concentra nuestro sistema democrático degenerado: ! la llamada Asamblea Nacional…!

Epicentro del lumpen, lleno de Tartufos y Tartufas de la peor índole moral que campea en el País, a los cuales no les ruboriza siquiera, sostener que el magnicidio de quien caminaba a dirigir esta nación, descompuesta hasta el tuétano, “…fue un crimen realizado por la delincuencia común…”; emulando a sus anteriores Tartufos y Tartufas que sostuvieron -sin que aparezca sangre en su cara- que al Héroe de Guerra, y ex-Comandante de Arma, lo acribillaron en su propia casa, por robarle los figurines de porcelana, que todavía su valiente Viuda atesora en la sala de su hogar, como prueba silente de un cinismo abyecto, que delata a aquellos “legisladores”, por su condición de encubridores y escoria humana…

Ahora, estos mismos…Tartufos y Tartufas…nos exponen como “prueba de su trabajo” -por el cual cobran del erario nacional- NO, ¡LA IDENTIFICACIÓN DE LOS AUTORES INTELECTUALES de aquel magnicidio…! ¡Qué es lo que reclama el País…! sino una ELEGÍA A LA IDIOTEZ, como es la tal Ley, dirigida a protegerlos…! Si, ¡a ellos…! pues se auto definen como ANIMALES…! al tiempo de sostener, que “…no puede atribuirse el derecho de exterminar a los otros animales o de explotarlos, violando ese derecho…”

Bueno, he de decir a estos ANIMALES (y ojo, que NO los estoy insultando, sino llamándolos como ellos mismo se autodefinen dentro del producto de su “trabajo” …) que, para empezar, dejen de ser tan IGNORANTES, y que tomen un libro cualquiera de historia de la Raza Humana, y lean:  como el hombre ha llegado desde la prehistoria, hasta nuestros días, ¡para dejar de sostener! ¡ESTUPIDECES…!

Ayer no más, haciendo compras en el Mercado de Iñaquito, una sabia octogenaria que vende mariscos, me preguntaba: “…vea mi bonito ¿cómo querrán estos de la ley de los animales, que haga para vender mis productos, que son fresquitos, traídos de la costa, SIN ENSEÑAR QUE ESTÁN EN BUEN ESTADO para ser ingeridos por mis clientes…? Y ahora ¿Como voy a hacer, para vender…? “

Las abuelitas de antaño, que eran sabias, tenían un dicho:

“¡Razón no pide fuerza” decían… y esto deberían entender y aplicar, esos ANIMALES que se meten a escribir leyes PARA LOS OTROS ANIMALES…!  Babosos y babosas de escritorio, que deberían ir al barrio Selva Alegre en Sangolquí -el mejor lugar del mundo, para comer un delicioso Cuy- y decirles a sus habitantes, que viven de esta actividad por generaciones, que “…no pueden exhibir así su producto…” ¿a ver qué les sucede…?

O que se vayan a Chimborazo, donde se exhibe ese precioso chancho hornado -con un tomate en el hocico y dos ajíes en las orejas- a decirles que NO pueden hacer, lo que por centurias lo han hecho ¿a ver qué les pasa?

¡Respeten y déjenos vivir! ¡CON NUESTRAS COSTUMBRES…! y ustedes, Tartufos y Tartufos IGNORANTES, ¡dedíquense a producir leyes y dejar de hacer negociados con los mafiosos…! pues el Ecuador, NO DEBE SEGUIR con ANIMALES NI TARTUFOS en el mando…!