Opinión

LA CONSULTA «VA POR QUE VA»

Antonio Aguirre Medina/Guayaquil
antonioxaguirre@gmail.com

 

Al puro estilo de la Prefecta Social Cristiana del Guayas, la tan esperada CONSULTA POPULAR tendrá que ser ejecutada antes que el país se caiga en pedazos y por falta de GOBERNABILIDAD desaparezcamos como Estado libre, independiente, soberano y democrático.

Si la seguridad fuera el tema principal bastaría una sola pregunta para definir nuestro futuro como NACIÓN SOBERANA, es corto y concreto consultando: ¿ESTARÍAMOS DISPUESTOS A SEGUIR SUBYUGADOS AL RESPETO DE LOS DERECHOS HUMANOS?

Tenemos que tomar en consideración que la raíz de todos los problemas es la impunidad de los delincuentes protegidos por disposiciones preparadas para organizar y defender la delincuencia y el crimen organizado.

Las improvisaciones del presidente y su destartalado equipo de Gobierno no dan pie con bola y en cada defensa de sus actividades, por lo general, comete alguna falta descalificadora.

La escasa gobernabilidad provocada por una Ley Suprema de corte Socialista Progresista es lo que sigue haciendo ingobernable el país, solamente otra pregunta preparada por los eruditos juristas del gobierno acabaría con la continuidad de la Constitución de Montecristi, regresando a la Constitución anterior modificada.

En el supuesto no consentido que el Gobierno pierda en la consulta, la única salida que le quedaría sería la renuncia del presidente.