Actualidad

Jairala: Con Manabí no hay diálogo

A 40 días de que termine el plazo de la Ley de Límites, Guayas acelera negociaciones

GUAYAQUIL. El prefecto del Guayas, Jimmy Jairala explicó que tras la firma de los acuerdos con Azuay y Los Ríos, continúan las negociaciones para resolver controversias con Cañar y Bolívar. Con Manabí no hay diálogo

Jairala destacó los alcances del acuerdo de límites suscrito con la provincia del Azuay, tras seis meses de negociaciones. “Es un acuerdo que sella completamente las fronteras con Azuay”, dijo.

Según el documento, precisó, 31 comunidades quedan en el territorio guayasense. Solo queda pendiente de resolver la pertenencia de 1 km2, correspondiente al recinto Abdón Calderón que, por acuerdo de los prefectos de ambas provincias, irá a consulta popular.

Jairala también se refirió al reclamo del cantón Camilo Ponce Enríquez, cuyo alcalde Manuel Espinoza, puso reparos al acuerdo, argumentando que esa población no tiene problemas de límites con sus vecinos. Al respecto, el ejecutivo guayasense hizo la precisión de que esas controversias sí existen y, en la mayoría de los casos, son con poblaciones azuayas.

“Ya los límites de Guayas con Azuay están cerrados y (el reclamo de Ponce Enríquez) es un capítulo que no puede de ninguna manera afectar la solución de la controversia más grande del Ecuador… Ninguna provincia tiene ni tuvo jamás una controversia de semejantes dimensiones y la hemos logrado cerrar con voluntad después de seis meses de negociaciones”.

A 40 días de que termine el plazo que da la Ley de Límites para resolver las controversias limítrofes, a nivel nacional, Jairala evaluó también los avances en las negociaciones con otras provincias. Tras los acuerdos con Los Ríos y Azuay, dijo que quedaban tres frentes pendientes.

Así, Jairala indicó que, el pasado miércoles, dialogó con el prefecto de Bolívar, Vinicio Coloma, quien le hizo una propuesta para sellar los límites de ambas provincias. Según dicho planteamiento, “La Esperanza Alta y Santa Rosa de Agua Clara quedan para Bolívar y para Guayas (es) un saludo a la bandera… Eso no es una propuesta”.

En el diálogo con Coloma, Jairala le anunció que le hará llegar la contrapropuesta de Guayas. Para ello, ayer viajó a Guaranda el doctor Xavier Sandoval, presidente de la Comisión de Límites. El planteamiento guayasense es que La Esperanza Alta quede del lado del Guayas “como debe ser” y Santa Rosa de Agua Clara en la provincia de Bolívar.

En el caso de Los Ríos, sigue pendiente de resolver la pertenencia del recinto Matilde Esther; las otras tres ya fueron subsanadas mediante un proceso amistoso. “Si no llegamos a un acuerdo, lo más probable es que tanto el prefecto Troya como el prefecto Jairala nos pongamos de acuerdo en ir a consulta. Pero sí queremos tratar de evitarla”. Bajo ese marco, la próxima semana habrá una última reunión de las comisiones técnicas de ambas provincias, aunque Jairala se mostró confiado de ganar un proceso a través de las urnas.

Con Cañar, el diálogo se activó recién en los últimos días. “Ya cerramos anteanoche 20 kms2 de la controversia y se decidió –por parte nuestra por lo menos- que El Piedrero no va a consulta popular; no aceptamos la consulta y optamos por la Resolución Institucional”. ¿La razón? “Consideramos que tenemos los suficientes elementos históricos y jurídicos para ganar ese espacio territorial de El Piedrero; incluso, si fuéramos a una consulta, la podemos ganar”.
Con Manabí, Jairala insistió en que no ha sido posible el diálogo más allá del encuentro que tuvo, el año pasado, en Portoviejo, con el prefecto de esa provincia, Mariano Zambrano. Con esa provincia hay tres controversias. La más grande corresponde a la zona de Manga del Cura.

“Nosotros, también, ya estamos enviando la documentación, en el mismo camino de Manabí, optando por la Resolución Institucional. Le corresponderá al Presidente de la República decidir. Y desde nuestra óptica lo que seguramente decidirá es ir a consulta”. (Prefectura del Guayas/Red. La Nación)